Porquería en las Páginas del New York Times

Comunicado del 20 de Octubre del 2015 

Artículo traducido por ReporteHonesto de HonestReporting, escrito por Yarden  Frankl.

La reciente columna del New York Times escrita por Nathan Thrall es una diatriba llena de errores que no tiene cabida en las páginas de ningún periódico legítimo. Peor que simplemente engañar a los lectores, su argumento es aterrador. Afirma que los esfuerzos para restaurar la calma y para prevenir la violencia en realidad no son constructivos:

Pero lo que sí parece garantizado es que la mayoría de los palestinos continuarán creyendo que si la ocupación no tiene costo, habrá pocos incentivos para acabar con ella.

En otras palabras, el camino a la paz radica en hacer el conflicto más “costoso” para los israelíes en vez de negociar la paz. Se entiende de esta columna (en la que el autor cita el “éxito” de la Intifadas anteriores) que lo que Thrall entiende por “costo” es la violencia mortal contra los israelíes.

Pero primero contaremos las mentiras que utiliza el autor para llegar a su venenosa conclusión.

1. “JERUSALÉN – Las calles de Jerusalén Occidental Judía están calmadas.”

FALSO: Si bien hay menos gente fuera de casa, reclamar que las calles están calmadas no es preciso. Aclaro, estoy escribiendo esto desde la oficina HonestReporting en el centro de Jerusalén. Las calles afuera de nuestra oficina no están calmadas. (Por ahora dejaré fuera el nombre ficticio Jerusalén Occidental Judía). 

2. “El alcalde de Jerusalén, que es portador de armas, ha pedido a los civiles israelíes que que también las porten.”

PARCIALMENTE CIERTO: El alcalde Nir Birkat en efecto, porta un arma. Estuvo seis años como oficial en la División Paracaidista israelí. Él ha hecho un llamado a los ex soldados con entrenamiento de armas para que porten sus armas con licencia. Esto es lo que en realidad dijo:

Aquí hemos entrenado soldados de combate, que cuando terminan su servicio militar, quedan como reservistas,” explicó Barkat. “Ellos están bien entrenados, y algunos de ellos tienen licencias civiles para portar armas.”

“Ellos no son los novatos en la guerra, ellos son ‘profesionales’”, dijo.

“Estoy llamando a estos profesionales para portar sus armas, porque no se sabe donde puede suceder un ataque terrorista.”

Thrall hace que esto suene como si el alcalde estuviera incitando a ataques contra los árabes, lo cual, sin duda, no está haciendo.

3. “Hay turbas judías en las calles coreando ‘Muerte a los árabes.‘”

FALSO: Si bien no podemos dar fe de lo que cada individuo israelí ha dicho en respuesta a los ataques terroristas con cuchillo, pistola y atropellos, la idea de que las turbas racistas están cantando por las calles es evidentemente falso.

4. “Los padres palestinos mantienen a sus hijos dentro de sus casas, con miedo de ser arrestados o lesionados de bala.”

FALSO: A los únicos palestinos a quienes les han disparado son a los que han cometido actos de terrorismo. Declaraciones como esta aportan a la mentira de que los israelíes han estado disparándole a niños palestinos inocentes sin razón. Del mismo modo se han realizado arrestos, como razonablemente podría esperarse, mientras Israel responde a una ola de terrorismo, promovida por líderes palestinos.

5. “Le habían dejado claro al primer ministro Benjamín Netanyahu, dijo, que una línea roja está delante de Al Aqsa;”

ENGAÑOSO: Israel ha protegido el status quo, que prohíbe la oración judía en el Monte del Templo y no se ha realizado ningún cambio. Son los palestinos quienes han utilizado la mezquita como un lugar para almacenar piedras y bombas. La Autoridad Palestina contrata a grupos para acosar judíos que visitan el sitio. Si alguien ha cruzado las “líneas rojas” son los palestinos. Una vez más, Thrall apoya la mentira que es la razón principal de la mayor parte del terrorismo actual.

6. “Los palestinos en Jerusalén y Cisjordania no ofrecerán un período de calma indefinido a Israel, mientras no correspondan frenando la ocupación.”

ENGAÑOSO: Nunca ha habido un “período de calma” extendido. La constante incitación a la violencia y la glorificación de ataques terroristas por parte de la Autoridad Palestina han llevado a la violencia contra los israelíes durante años.

Thrall se niega a decirle a sus lectores que el camino hacia la paz es a través de negociaciones, y que es la Autoridad Palestina quien ha boicoteado las conversaciones de paz. El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, ha pedido negociaciones directas una y otra vez, pero ha sido rechazado por la Autoridad Palestina.

Esta pieza de Thrall está en las páginas de opinión, y él tiene derecho a su propia opinión. Pero cuando justifica sus conclusiones con una mentira tras otra, el Times no debería publicar su trabajo.

El New York Times tiene la responsabilidad de asegurarse de que hayan normas mínimas para artículos de opinión. De lo contrario, su columna no es más que propaganda.

En otras palabras, porquería.

Imagen: Ibraheem Abu Mustafa/Reuters

MSNBC Admite que las Gráficas Anti-Israel Eran ‘Erróneas’

Comunicado del 21 de Octubre del 2015 

Artículo traducido por ReporteHonesto de The Washington Free Beacon, escrito por Adam Kredo 

MSNBC ha admitido que los gráficos altamente controversiales transmitidos en la red, las cuales representan a Israel como robándole tierras a los palestinos eran “factualmente erróneos” y que la emisora los corregiría el lunes, según un portavoz de la red.

La cadena de noticias por cable ha estado luchando contra las críticas después de sacar al aire estas gráficas y análisis, incluyendo un mapa vinculado a grupos de conspiración antisemitas, que muestra a Israel existiendo en territorio expropiado a Palestina.

Las gráficas generaron críticas por parte defensores pro-Israel que han llevado a que la red reconociera que eran muy engañosas.

“En un intento de mostrar el contexto geográfico del conflicto palestino-israelí, transmitimos un mapa que,  de hecho, estaba mal”, dijo la portavoz el domingo.

Dos reporteros de MSNBC, Kate Snow y Martin Fletcher, “explicarán el mapa durante un segmento este lunes y hablarán sobre agendas y la desinformación en ambos lados del conflicto palestino-israelí,” dijo el vocero. 

Fletcher, un analista del Medio Oriente, dijo el domingo que el mapa y análisis estaban “totalmente equivocados.”

MSNBC transmitió imágenes que sugieren que Israel le ha robado la mayor parte de sus tierras a los palestinos desde la creación del estado judío en 1948. Las imágenes promovidas por la red han sido criticadas como propaganda anti-israelí durante mucho tiempo por expertos y grupos vigilantes de antisemitismo.

Los mapas representan propaganda difundida por organizaciones anti-Israel que apoyan el boicot del estado judío y tratan de presentarlo como robo de tierra que una vez perteneció a Palestina, un estado que nunca ha existido formalmente. 

Fletcherle condenó el mapa y le dijo al Washington Free Beacon que se arrepiente de no señalar el error en el momento.

“El primero de los cuatro mapas estaba totalmente equivocado y no debió haberse incluido,” dijo Fletcher. “Me hubiera gustado haberlo señalado al verlo por primera vez.”

Esta emisión salió al aire junto con críticas hacia funcionarios de la administración de Obama de acusar a los israelíes de “terrorismo” y culpándolos por el aumento de la violencia por lo que llaman crecimiento de “asentamiento”, o la construcción de viviendas judías en barrios judíos. 

Las observaciones de la administración han causado llamadas del Senador Ted Cruz (R., Texas), entre otros, exigiéndole al Secretario de Estado, John Kerry, que detenga las críticas hacia Israel.  La Rep. Martha McSally (R., Ariz.) ha presentado una resolución para suspender la ayuda estadounidense a los palestinos por causa de la ola de terror. 

Kate Snow, reportera de MSNBC, dijo en la polémica emisión que “tenemos un mapa que muestra históricamente las áreas que solían ser de Palestina en 1946 y cómo luego se contrae hasta básicamente Gaza y Cisjordania.”

“Entonces, ¿qué muestra esto, Martin, que el área donde los palestinos están viviendo ha disminuído significantemente?” le preguntó Snow a Fletcher durante la emisión.

“Bueno, absolutamente, por supuesto, de esto trata todo esto,” respondió Fletcher. “Debo decir que es bastante sorprendente cuando se presenta de esta manera.”

Sin embargo, los mapas son inexactos y altamente engañosos, según los expertos e informes.

Los mapas recibieron mucha atención después de que fueron publicados en Twitter y criticados por Omri Cerén, director gerencial del Israel Project, una organización que trabaja con periodistas sobre temas del Medio Oriente. 

“Es lamentable que este tipo de desinformación se encuentre en este tipo de medios de comunicación, pero no hay duda en que los profesionales de MSNBC se preguntan ahora quién exactamente intentó convertir su estación en  un medio de propaganda, y al servicio de qué tipo de agenda,” dijo Cerén.

Una publicación por The Economist en 2010 señaló una gráfica similar como “claramente diseñada con fines propagandísticos” y señaló que distorsiona los hechos de una manera que “maximiza tendenciosamente la impresión de que los judíos se han apoderado de tierras palestinas.” 

La izquierdista Liga Anti Difamación ha criticado mapas similares como “intencionalmente diseñados para engañar al público.” 

La emisión de MSNBC fue celebrada por activistas y periodistas no simpatizantes con Israel. Dena Takruri, presentadora y productora de Al Jazeera, elogió a la red por “mostrar la cantidad de tierra palestina robada por Israel desde 1946 hasta hoy” y como “contexto importante.” 

El incidente ha causado acusaciones hacia periodistas y analistas de MSNBC por sesgo sistémico anti-Israel.

A principios de semana, Ayman Mohyeldin, un corresponsal extranjero de NBC News, provocó críticas cuando dijo que tropas israelíes mataron a un terrorista cuando corría hacia ellos sin nada en sus manos, cuando realmente portaba un cuchillo. 

Mohyeldin, ex reportero de Al Jazeera, dijo a los televidentes que “ambas manos [del terrorista] estaban abiertas y sin cuchillo.” Videos del incidente filmados por un equipo de NBC mostraron en el momento que el sospechoso tenía un cuchillo en su mano. José Díaz-Balart, reportero de NBC, interrumpió a Mohyeldin para corregirlo.

Mohyeldin también falló en no mencionar que el terrorista llevaba un uniforme camuflajeado como de soldado, que se veía claramente en el video.

NBC News ha luchado durante años para hacerle frente a la controversia que causa Mohyeldin cuando reporta sobre Israel.

Durante la guerra del verano de 2014 entre Israel y Hamas en la Franja de Gaza, Mohyeldin publicó una serie de tweets atacando a Israel y al Departamento de Estado de Estados Unidos, después de que cuatro niños palestinos murieron accidentalmente durante un ataque israelí a infraestructura cercana de Hamas.

NBC News lo sacó brevemente de Gaza antes de enviarlo de regreso a los pocos días, en respuesta a las críticas de los defensores pro-palestinos.

Mientras tanto, el Secretario de Estado John Kerry tiene previsto reunirse esta semana con el primer ministro, Benjamín Netanyahu, para discutir la creciente violencia en Israel. Kerry también se reunirá con Mahmoud Abbas, el presidente de la Autoridad Palestina, que ha sido criticado en las últimas semanas por tratar de incitar violencia contra el pueblo judío.

El Vergonzoso Sesgo de los Medios Contra Israel

Comunicado del 18 de Octubre del 2015 

Artículo traducido por ReporteHonesto de National Review.

El día domingo, 11 de octubre, Los Angeles Times publicó el titular “6 Adolescentes Palestinos Mueren Entre Disturbios en el Medio Oriente”. Técnicamente, es cierto. Pero dejó fuera varios detalles clave. 

Mejor probemos esta oración para abrir: “Matan a dos adolescentes palestinos el sábado en Jerusalén, reportan oficiales, después de haber atacado con cuchillo a un judío ultra-ortodoxo y a dos agentes de la policía israelí.” Entre palestinos, apuñalar israelíes está de moda – así como también dispararles y atropellarlos con vehículos, lo que también ha sucedido durante los “disturbios” de las últimas semanas. Han asesinado a siete y herido a docenas más de israelíes en ataques desde Rosh Hashaná, la celebración del año nuevo judío, que terminó el 15 de septiembre. La supuesta causa de estos actos de violencia, a pesar de que Benjamín Netanyahu aseguró lo contrario, es que el gobierno israelí planea abrirle a judíos el área del Monte del Templo. Pero esta erupción de violencia es mejor explicada por un siglo entero de odio. 

Parece ser que los medios de comunicación de Occidente también sufren un poco de este virus de odio, como podemos ver en sus titulares. NBC News publicó recientemente la historia con este título: “Disputa Sobre Video Viral del Disparo a Ahmed Manasrah Suma al Conflicto Israelí-Palestino”. Esto no resume nada, pero omite muchos detalles – como que a este niño palestino de 13 años (herido) y a su primo de 15 años les dispararon después de apuñalar y herir gravemente a dos israelíes – lo cual es muy importante. El New York Times publicó “Oficiales de la Policía Israelí Matan a Dos Hombres Palestinos”. (Adivina por qué). En su página de Internet, CNN publicó “Juventud Palestina: ‘Ahora Lucharemos” con el subtítulo “Escala Tensión Israelí-Palestina con Cuatro Ataques Violentos”. Yahoo News también entró en la acción con “Policía Israelí Mata a Palestino en la Entrada de la Ciudad Amurallada de Jerusalén”, el cuál no solo está sesgado sino también gramaticalmente ambiguo. Y aunque nadie espera que Al Jazeera sea justo y balanceado en este tema, publicó en Twitter a principios de octubre, algo un poco menos escandaloso y extraordinario: “Matan a Palestino en Jerusalén Después de Acuchillamiento Fatal: 2 Víctimas Israelíes También Muertos”.

La cobertura en el extranjero ha sido, como si fuera posible,  aún peor. A principios de este mes, BBC publicó “Matan a Palestino Después de Ataque de Jerusalén que Mata a Dos”.  (El tweet anunciando este artículo decía “Atacante mata a dos en Jerusalén”.) Cuando ese titular atrajo la atención incorrecta en los medios sociales, BBC lo cambió a “Ataque en Jerusalén: ‘Palestino” Mata a Dos Israelíes en la Ciudad Antigua” – utilizando lo que solo se puede llamar puntuación no ortodoxa. Poco después eliminaron las comillas y después lo volvieron a modificar a “Jerusalén: Palestino Mata a Dos Israelíes en la Ciudad Antigua”. Mientras tanto, el Independent publicó “Israel Mata a Madre Embarazada y Su Bebé en Ataques de Venganza”,  una curiosa manera de describir “ataques aéreos en Gaza intentando destruir instalaciones de fabricación de armas del Hamas”, como después reconoce el artículo.

Aquí está expuesta una manipulación consciente – alguien en Al Jazeera ha trabajado duro para pensar en ese tweet engañoso – pero se siente, más que intenciones, los resultados inevitables de una mentalidad implacable. El New York Times y la BBC y el resto ven lo que los palestinos están haciendo; pero desde hace mucho tiempo se comprometieron a hacer de la legitimidad de Israel un tema de debate. Ellos creen que los judíos han oprimido, ocupado y reducido a los palestinos a la pobreza y la desesperación. En tales circunstancias, piensan, ¿quién no se arremetería?

Durante casi 70 años, la izquierda ha traficado equivalencias de falsa moral entre los terroristas y los de Israelíes que se defienden del terrorismo. Medios de comunicación responsables expondrían esa narrativa poco convincente. Sin embargo, los medios que tenemos han decidido participar en esta propagación. 

Si necesitas más pruebas, simplemente sintoniza. Seguramente la intifada será televisada.

Un héroe palestino

Comunicado del 17 de Octubre del 2015
Artículo escrito por Cristian Campos para El Español.
El de esta foto es Ahmed Manasra. Ahmed tiene trece años, es palestino y se recupera de sus heridas en un hospital israelí. Por poco no lo cuenta: Ahmed fue atropellado por un conductor israelí que se subió a la acera con la intención de matarlo. Su estado actual es estable aunque los médicos llegaron a temer por su vida. Tras el atropello, perdió mucha sangre. Pocos segundos antes su primo, de quince años, había muerto tiroteado por la policía a solo unos metros de donde Ahmed fue atropellado, en el barrio Pisgat Zeev de Jerusalén.
El párrafo anterior es un molde. Con ese molde se fabrican la mayor parte de las noticias sobre el conflicto palestino.
En realidad, el objetivo declarado de Ahmed y su primo era “apuñalar judíos”. Primero acuchillaron a un chico israelí de trece años que salía de una tienda de golosinas. El dueño de la tienda intentó evitar el ataque pero no lo consiguió. El estado del chico es crítico. Después, Ahmed y su primo apuñalaron a un hombre al que dejaron malherido pero que a pesar de ello logró escapar.
El primo de Ahmed se dirigió entonces, cuchillo en mano, hacia un grupo de policías que acudían al lugar alertados por las llamadas de socorro de los vecinos. Los policías le dispararon. Murió en el acto. Un ciudadano israelí que había presenciado todo lo ocurrido se subió a la acera y atropelló a Ahmed, que todavía sujetaba su cuchillo.
El presidente palestino, Mahmoud Abbas, no tardó en poner en marcha la maquinaria propagandística divulgando la noticia de que Ahmed había sido ejecutado sumariamente en plena calle. La página web Intifada colgó un vídeo titulado Están matando a nuestros niños. En él puede verse a Ahmed en el suelo, con una pierna rota y la cabeza en un charco de sangre, siendo increpado por ciudadanos israelís. “Muere, hijo de puta”, le chillan. La web Intifada dice que lo dejaron desangrarse en la calle.
Poco después aparecieron las imágenes de Ahmed vivo, hospitalizado e incluso lo suficientemente despierto como para dedicarle a las cámaras un gesto ritual musulmán cuya traducción aproximada sería “hay un solo Dios”.
Según su religión, Ahmed ya es un adulto responsable de sus actos. Si en vez de apuñalar judíos hubiera apuñalado a un musulmán, Ahmed sería condenado a muerte. Si además fuera sospechoso de connivencia con los israelís, las mafias palestinas atarían su cadáver a una moto y lo arrastrarían por las calles de su barrio.
Gracias al sistema sanitario del Estado de Israel, Ahmed sobrevivirá sin problemas a sus heridas y, tras cumplir la condena que le corresponda según el código penal de la democracia israelí, podrá seguir acuchillando judíos.
En Palestina, Ahmed ya es un héroe. En Israel, nadie considera héroes a los policías que dispararon a su primo. En el mejor de los casos, son funcionarios que cumplían su obligación: la de evitar muertes (incluida la propia).
Hay que estar ciego para no ver el abismo moral que separa ambas posturas.

¿Por qué el mundo está ignorando la ola de terror en Israel?

Comunicado del 15 de Octubre del 2015
Artículo escrito por Arsen Ostrovsky para The Telegraph 

En la última semana, mi país, Israel, incluyendo nuestra capital, la Ciudad Santa de Jerusalem, han sido objeto de una ola de terrorismo palestino sin precedentes.

Hace una semana, Eitam y Naama Henkin fueron brutalmente ejecutados en su auto a quemarropa por terroristas palestinos. Sus cuatro hijos, Matan, 9; Nitzan, 7; Neta, 4, e Itamar, de 9 meses de edad, que ahora son huérfanos, estaban en el asiento trasero y  resultaron ilesos de milagro. Sus vidas están ahora afectadas irreparablemente.
Días más tarde, otros dos israelíes fueron apuñalados a muerte en Jerusalem. Uno de los hombres muertos estaba celebrando los dos años de vida de su hijo al momento del ataque. Más vidas y familias destrozadas.

Hace dos semanas, Alexander Levlovitz, en su viaje de regreso a casa después de la cena de Rosh Hashaná (Año Nuevo Judío), fue asesinado cuando jóvenes palestinos lanzaron piedras contra su auto, haciéndolo perder el control del volante.

Durante las últimas 48 horas, en Jerusalem, Tel Aviv y prácticamente en todo lugar en Israel, hemos tenido más de 150 ataques terroristas, incluyendo apuñalamientos, disparos, apedreamientos y atropellos con autos.
Sin embargo por alguna razón la comunidad internacional guarda silencio frente a esta oleada terrorista contra mi pueblo. ¿Es nuestra sangre más barata? ¿Acaso las vidas de judíos no importan?

Que no haya confusión, sin “peros” ni “tal vez”. Estamos siendo objeto de ataques por una sola razón: somos judíos.
Entiendo que Europa tiene muchas preocupaciones que la presionan, incluyendo el Estado Islámico y la ola de refugiados sirios, pero ¿qué pasa con nosotros? ¿Acaso no contamos?
Muchos líderes, especialmente en Europa, se apresuran en condenar los asentamientos israelíes, pero se toman su tiempo para pronunciarse en contra de estos ataques terroristas. Lo mismo ocurre con grupos de Derechos Humanos como Human Rights Watch y Amnistía Internacional.

Después reviso algunos de los reportes de los medios de comunicación sobre estos ataques, como el de la BBC, y me pregunto cómo diablos pueden tergiversar tanto los hechos y la lógica para luego terminar culpando a Israel.
Incluso más exasperantes son aquellos líderes internacionales que, después de darse cuenta de la situación, y cuando Israel tiene la osadía de defenderse, llaman predeciblemente a continuación, para que ejerzamos “moderación”. ¿Discúlpeme? ¿Moderación?.
Imagine por un momento si personas estuvieran siendo atropelladas por autos, abatidas con pistolas o cuchillos por terroristas islámicos en las calles del centro de Londres, París, Washington o Moscú. ¿Cómo reaccionarían los líderes de estos países?

¿Dónde están todos esos llamados “liberales ilustrados”, que siguen pidiendo Boicot, Desinversión y Sanciones (BDS) contra el Estado Judío, pero no dicen nada en cuanto a la cara del terror palestino contra judíos?
Los israelíes, como todas las personas, tienen derecho a vivir en condiciones de seguridad, libre de terror. Y nuestras fuerzas gubernamentales y de seguridad tienen la obligación de tomar todas las medidas necesarias para asegurar esto.

La tensión a lo largo de Israel, especialmente en Jerusalem, es cada vez más palpable. De alguna manera, esta ola de terror se siente diferente a la lluvia de cohetes de Hamás del verano pasado. Por lo menos entonces teníamos la Cúpula de Hierro y tiempo (aunque sólo 15 segundos) para encontrar refugio. Pero se trata de algo mucho más íntimo y personal cuando un terrorista te elige a ti para matarte a sangre fría.

Muchos comentaristas y expertos están llamando a estos ataques “incidentes aislados”. Pero, ¿cuántos incidentes aislados se necesitan para constituir una ola coordinada de terror?
La conclusión es que los ataques como estos no ocurren en el vacío. Estos actos de masacre despiadada son el resultado directo de una infraestructura palestina predominante, encabezada por el Presidente de la Autoridad Palestina Mahmoud Abbas, que adoctrina para el odio, la incitación a la violencia e inculca una visión del mundo que justifica estos actos horribles.

Hace apenas una semana, Abbas dio un incendiario discurso ante la Asamblea General de las Naciones Unidas, dando luz verde a esta ola de terror.

En un discurso en la televisión palestina, el 16 de septiembre, Abbas declaró con orgullo que “bendecimos cada gota de sangre derramada en Jerusalem. Con la ayuda de Alá, cada shahid (mártir) estará en el cielo”. Luego agregó: “Al-Aksa es nuestro y también lo es la Iglesia del Santo Sepulcro. Ellos [los judíos] no tienen derecho a profanarlos con sus sucios pies”.

Y la gente todavía se pregunta de dónde obtienen su motivación estos terroristas.
La Autoridad Palestina no sólo declinó condenar estos ataques terroristas barbáricos, sino que ahora, increíblemente, trató de condenar a Israel por defenderse. Abbas está sin duda dándole un nuevo significado al término “descaro”. ¿Es esto realmente el comportamiento de un líder que anhela la paz?

Sólo cuando el liderazgo palestino renuncie inequívocamente al terrorismo, y condene a todos los que predican la violencia contra Israel y el odio hacia el Pueblo Judío, podrá haber esperanza de paz real.
Mientras la Autoridad Palestina sigue insistiendo en que el mundo reconozca un estado palestino, hay que preguntarse exactamente qué tipo de estado quiere: ¿uno que enseña las virtudes de la paz, o incita y glorifica el terror?

En un innovador discurso sobre el extremismo islámico, este mes de julio, el Primer Ministro británico, David Cameron, dejó en claro que si dices que “la violencia en Londres no se justifica, pero las bombas suicidas en Israel son un asunto diferente”, entonces tú también eres parte del problema.
Para todas aquellas personas que declinan condenar esta oleada de terror palestino, o encuentran maneras de excusar, tergiversar o minimizarlo, yo digo lo mismo: “entonces tú también eres parte del problema”.

Palestina: La Etapa psicótica

Comunicado del 13 de Octubre del 2015

Artículo escrito por Bret Stephens (The Wall Street Journal) y publicado en Hatzad Hasheni.

Si usted viene siguiendo las noticias desde Israel, podría tener la impresión que “la violencia” está matando a mucha gente. Como en este titular: “Palestinos muertos mientras que la violencia continúa”. O este primer párrafo: “La violencia y el derramamiento de sangre se irradia hacia el exterior, desde los puntos de inflamación en Jerusalén y Cisjordania, y ellos parecen estar cambiando de marcha y en vías de expansión, con Gaza cada vez más sumergida en la ola de violencia”.

Yendo más lejos, usted también podría tener la sensación de quien es, según los medios de comunicación occidentales, quien comete “esa violencia”. Como en este titular: “Dos adolescentes palestinos reciben un tiro de un policía israelí”, o: “El vengativo ataque israelí en la Franja de Gaza mata a una mujer y un niño, afirman los Palestinos”, nos informa otro.

Esa es la forma de describir las dos semanas de ataques palestinos que comenzaron cuando el Hamás mató a una pareja de judíos que se dirigían con sus cuatro hijos por el norte de Cisjordania. Dos días más tarde, un adolescente palestino apuñalaba a muerte a dos israelíes en la Ciudad Vieja de Jerusalén, y también hería a una mujer y a su bebe de 2 años de edad. Horas más tarde, otro palestino portador de un cuchillo fue muerto a tiros por la policía israelí tras haber atacado y herido a un niño israelí de 15 años de edad, en el pecho y en la espalda.

Otros ataques palestinos incluyeron el apuñalamiento de dos hombres israelíes de edad avanzada y un ataque con un pelador de verduras de un joven de 14 años. El domingo, un hombre árabe-israelí atropelló a una soldada de 19 años de edad, en una parada de autobús y, a continuación, salió de su coche, la apuñaló, y atacó a dos hombres y a una niña de 14 años de edad. Varios ataques han sido llevadas a cabo por mujeres palestinas, incluyendo un atentado suicida fracasado.

En cuanto a las causas de este fetiche sangriento palestino, las agencias noticiosas occidentales han recurrido a los patrones familiares. Los palestinos han perdido la esperanza en los resultados del proceso de paz, no importa que el presidente palestino, Mahmoud Abbas, acaba de declarar que los Acuerdos de Oslo son, para él, nulos. Los políticos israelíes quieren permitirle a los judíos rezar en el Monte del Templo, no importa que Benjamin Netanyahu haya negado eso y haya prohibido que políticos israelíes visiten el sitio. Siempre existe la vetusta fórmula del “ciclo de violencia” que sostiene que nadie y todo el mundo son responsables a la vez y al mismo tiempo.

Fuera de eso, la mayor parte de estas historias es, de algún modo, las historias que cuentan los líderes palestinos. Como si fuesen pepitas dispersas en el discurso que ofreció el Sr. Abbas el mes pasado: “La mezquita de Al-Aqsa es nuestra. Ellos [los judíos] no tienen ningún derecho de profanarla con sus pies asquerosos”, o: “Bendecimos cada gota de sangre derramada para Jerusalén, ya que es sangre limpia y pura, la sangre derramada para Allah”.

Luego viene el acicate del clero musulmán. “Hermanos, es por eso que recordamos hoy lo que le Dios les hizo a los judíos”, afirmó un imam de Gaza el viernes en un sermón filmado, traducido por la inestimable Instituto de Investigación Mediática de Oriente Medio, o MEMRI. “Hoy en día, nos damos cuenta de por qué los judíos construyen muros. Ellos no hacen esto para detener los misiles, sino para evitar el corte de sus gargantas”. Entonces, blandiendo un cuchillo de seis pulgadas de largo añadió: “¡Mi hermano en Cisjordania: Puñalada!”

Imagínese si un ministro blanco, digamos, de Carolina del Sur predica de esta manera acerca de los afroamericanos, con el cuchillo y todo: ¿Los medios de comunicación lo denunciarían? ¿Presentaríamos “los ambos lados periodísticos” de la misma forma que cuando se trata de los israelíes y los palestinos, con largas piezas que tratan de explicar y justificar de manera implícita los agravios que había sufrido ese ministro o la forma en que su país le había robado?

¿Y esto se complementará con la habitual falsedad matemática del oprobio moral, que es la moneda corriente de los periodistas que cubren el conflicto entre Israel y Palestina? En la versión de Oriente Medio, cuanto más alta sea la cifra de muertos palestinos más alta será la culpabilidad israelí (tal vez los paramédicos israelíes deberían dejar de tratar a las víctimas acuchilladas para ayudar a igualar el marcador). En una versión estadounidense, ¿deberían los medios citar más la incidencia en los crimenes negros-sobre-blancos para “equilibrar” las historias sobre racistas blancos?

Yo no creo que deba ser así.

Tratados se han escrito sobre el estado mental del conjunto de los medios de comunicación a la hora de contar la historia de Israel. Dejaremos eso a un lado por ahora. La pregunta importante aquí es ¿por qué tantos Palestinos han sido atrapados por la actual lujuria de sangre – por qué razón una psicosis comunal les impulsa a sumergir cuchillos en los cuellos de mujeres judías, niños, soldados y civiles como si se tratase de un deber religioso y patriótico, como si fuese una orden moral. ¿Desesperación por la situación del proceso de paz, la economía? ¡Por favor! Es hora de dejar de proporcionarle a los Palestinos con las excusas que ellos mismos no se molestan en confeccionar.

Por encima de todo, es el momento de derrotar al odio. Entendemos todo el poder explicativo cuando se trata de la esclavitud americana o el Holocausto. Los entendemos todo cuando vemos el odio de los poderosos contra los débiles. Sin embargo, fallamos en ver ese odio cuando nos crea molestias sobre nuestras tendencias consoladoras entre la gente que es básicamente buena, o el deseo de ver las mismas cosas para “sus” niños, o cuando somos capaces de ser empáticos.

Hoy en Israel, los Palestinos están en medio de una campaña para acuchillar a los judíos a muerte, uno por uno. Esto es psicótico. Es malo. Calificar a eso de otra forma solamente sirve para ser apologista, y cómplice.

Israel: Los periodistas extranjeros se sintieron insultados, el Ministerio de Relaciones Exteriores eliminó este vídeo

Comunicado del 23 de Junio del 2015 
Artículo de HatzadHashení 
Un video humorístico distribuido por el Ministerio de Exteriores de Israel ridiculizaba la cobertura sesgada de los medios extranjeros en la Franja de Gaza, los medios de comunicación extranjeros se sintieron ofendidos y la pieza fue retirada.
Por un lado es de felicitar una postura más activista y clara de los diplomáticos israelíes. Por otro lado, los ejemplos sobre las cuales se basa la burla son bastante primitivos, especialmente teniendo en cuenta que la poca profesionalidad del comunicador se desarrolla de forma más compleja como, por ejemplo, cuando el periodista recibe datos del Ministerio de Salud del Hamás sobre muertos y los periodistas los asumen como verdaderos, no informando que el Hamás de forma sistemática miente, y por supuesto, sin verificar los nombres y situación militar de los fallecidos.
A continuación pueden ver el video en cuestión:

Editorial del New York Times Golpea la Democracia Israelí

Comunicado del 19 de Marzo del 2015 

Artículo traducido por ReporteHonesto de HonestReporting.

Mientras los votantes israelíes otorgaron más votos al partido del primer ministro Benjamín Netanyahu, el New York Times publica una editorial que sólo puede caritativamente ser etiquetada como un “diatriba”. (Una elección israelí se vuelve fea.) 

Por el título, se podría pensar que Netanyahu había arrestado a opositores políticos y amordazado a la prensa libre israelí – tácticas que reflejan el estado de la Autoridad Palestina y los vecinos del Medio Oriente de Israel. No, el New York Times parece estar genuinamente alarmado de que los votantes israelíes eligieron un partido político con posiciones contrarias a las de la junta editorial del Times.

No hay nada objetable en que el New York Times brinde sus opiniones sobre temas israelíes. De eso se tratan los artículos editoriales, después de todo. Sin embargo, algo anda mal cuando, en lugar de educar a los lectores sobre los temas, el Times surge con un alboroto verbal contra el jefe del partido ganador.

Israel tiene un fuerte proceso democrático en el que se elige un gobierno que refleje la voluntad de los ciudadanos. Aunque no es perfecto (como tampoco lo es cualquier democracia), el principio fundamental de que Israel ES una democracia no es un asunto menor. No hay ningún otro país del Medio Oriente que sea una democracia en el verdadero sentido de la palabra. No sólo que los vecinos de Israel no permiten los votos significativos, incluso no permiten los derechos básicos democráticos – la libertad de expresión, libertad de prensa, etc. – que los que vivimos en democracias reales damos por sentado.

En lugar de etiquetar a las elecciones israelíes como “feas”, tal vez debería ser la falta de elecciones en la región la que el Times debería encontrar más digna de tal etiqueta. Después de todo, han pasado varios años desde que los palestinos celebraron elecciones propias.

Resumiendo, la editorial del Times afirma que:

En su desesperación, el Sr. Netanyahu recurrió al alarmismo y ataques anti-árabes mientras falló en abordar las cuestiones sobre las que los israelíes dijeron que estaban más preocupados.

Pero la votación fue una oportunidad para que los israelíes hagan saber sus sentimientos. Si él realmente no tuvo en cuenta las cuestiones sobre las que los israelíes están “más preocupados”, el Likud no habría obtenido una victoria tan contundente. Incluso si el Times no lo aprueba, le corresponde a los ciudadanos israelíes elegir un gobierno que represente los intereses de la mayoría, un derecho negado a los que viven bajo la Autoridad Palestina y en los países vecinos.

Puede escribir sus comentarios debajo de la publicación del New York Times, haciendo clic aquí.

Distorsión de las noticias sobre el Terror en Jerusalén

Comunicado del 26 de Noviembre del 2014 

Artículo traducido por ReporteHonesto, de HonestReporting, escrito por Cherryl Smith

Algunas frases inexactas y distorsionantes se pueden corregir fácilmente. Tras las quejas, CNN editó y se disculpó por el completamente falso título, “Ataque mortal en la mezquita de Jerusalén” y el inquietante y engañoso “4 israelíes, dos palestinos muertos en Jerusalén.”  

Pero, las distorsiones sistemáticas a través de las cuales los medios de comunicación ven a Israel son mucho más difíciles de cambiar.

En un momento de impaciencia y franqueza, una reportera de la BBC interrumpió una breve entrevista al miembro de la Knesset, Naftali Bennett, acerca de la masacre horrible ocurrida esa mañana contra los rabinos Moshe Twersky, Avrahm Goldberg, Arye Kopinsky y Kalman Levine mientras estaban rezando en la sinagoga de Jerusalén:

No queremos ver realmente esa imagen, podría bajarla?.

La BBC prefirió no “ver realmente” ni mostrar a sus espectadores una víctima del terror envuelto en su talit y tefilín yaciendo en un suelo salpicado de sangre después de que dos palestinos habían irrumpido en la sinagoga, disparado a gente a quemarropa, y atacado con hachas y cuchillos.

No podemos saber lo que había en la mente del periodista; sabemos por el análisis de cómo Israel se formula a menudo en grandes medios de comunicación estadounidenses y británicos, que la reportera más probablemente estaba tratando de continuar con su historia.

Es decir, ella no quería o necesitaba ver la foto de Bennett ya que el contexto de su historia ya estaba en su lugar. La historia del terror Har Nof sería alrededor de “tensiones de ebullición” en Jerusalén y “venganza”.

Cuando los terroristas asesinan a los israelíes, los medios de noticias prestigiosos a menudo empaquetan al terrorismo en familiares y falaces líneas de la historia. La atención del lector es conducida lejos de la violencia actual y hacia las características de los encuadres noticiosos predecibles: en este caso en la falsa analogía de un “ciclo de violencia”  y la imagen de Israel como el “matón del barrio” de la región. 

De hecho, la BBC explica sus malas interpretaciones  en un Resumen  de “fondo“: “Ataque a Sinagoga: Meses de tensión y ataques de venganza” entre otros errores, simplemente dejan afuera los misiles disparados por parte de Hamás contra los civiles de Israel, como un catalizador de la guerra del verano pasado.

En su galería de fotos de la masacre de la sinagoga, la Associated Press no incluye una sola imagen de la propia devastación, aunque muchas de estas fotografías estaban disponibles de parte de las agencias de noticias israelíes y en los medios de comunicación social. Por el contrario, la BBC y la AP no se dudaron en publicar imágenes gráficas durante la guerra de Gaza. De hecho, parecían buscar a las víctimas, repitiendo sin cesar escenas de Gaza.

Estas líneas argumentales se construyen a partir de las distorsiones. No importa todo el apoyo que reciben los terroristas de parte de los líderes palestinos, o de otros países, y por parte de grupos específicos que patrocinan los asesinatos, los perpetradores parecen ser individuos aislados contra el poderoso Estado de Israel.

Y extrañamente, el asesinato de Judíos rezando en una sinagoga o israelíes esperando en una parada de autobús se iguala con las muertes resultantes de los propios terroristas. El titular de CNN, “4 israelíes, palestinos 2 muertos …” alude a este patrón. 

En el New York Times

Alcanzó a 11 el número de israelíes – incluyendo un bebé, un soldado y un policía fronterizo – asesinados en el mes pasado.

En el mismo período, las fuerzas de seguridad israelíes mataron a un ciudadano palestino de Israel que se había acercado a su automóvil con un cuchillo, lo que desencadenó días de disturbios; mató a dos conductores que embistieron sus coches entre los peatones en Jerusalén; y mató a un sospechoso en un intento de asesinato …

La frase, “en el mismo período de tiempo“, sugiere que ha habido asesinatos en ambos lados. Pero la muerte de terroristas – aquí llamados “conductores”- ocurrieron porque estaban en actos de asesinato contra personas al azar -. Los otros altercados se incluyen para reforzar el ciclo de la línea de su historia.

Al igual que la BBC, el New York Times pone en claro su punto de vista en su propio análisis de noticias que incluye esta afirmación sin apoyo (e inapoyable): 

extremistas de ambas partes parecen estar actuando cada vez más fuera del control de los líderes israelíes y palestinos.

El quinto israelí muerto en Har Nof era sargento de Policía, Zidan Saif, un miembro de la comunidad drusa. Él murió en un tiroteo con los terroristas mientras heroicamente protegía a colegas israelíes. Miles de drusos y judíos israelíes asistieron a su funeral. Una reunión interreligiosa se celebró fuera del complejo de la sinagoga Har Nof en la que judíos, cristianos y clérigos musulmanes denunciaron el terror existente en Jerusalén.

Hay muchas otras historias en Israel que las que nos hemos acostumbrado a ver en la prensa.

Resbalón freudiano de CNN

Comunicado del 26 de Noviembre del 2014 

Artículo traducido por ReporteHonesto de Times Of Israel, escrito por Izzy Lemberg

En un ataque terrorista violento en Jerusalén esta semana, dos hombres palestinos irrumpieron en una sinagoga llevando hachas y pistolas. Momentos más tarde, cuatro judíos estaban muertos y la sinagoga era un baño de sangre. Un policía de Israel más tarde sucumbió a sus heridas, sumando un total de cinco muertos.

Si la cobertura de la Operación de Margen Protector del verano pasado mostró un caso claro de sesgo de los medios de comunicación en contra de Israel, la información sobre el ataque terrorista horripilante de esta semana alcanzó un nuevo nivel de mala praxis por parte de los medios.

En una metedura de pata grave, la CNN publicó un titular reportando que una mezquita fue atacada, no una sinagoga. No es una coincidencia que la CNN mostrara una historia 100% equivocada en sus informes iniciales. Uno no tiene que cavar profundamente en el subconsciente para preguntarse cómo sucedió esto; CNN tenía en el cerebro una masacre en una mezquita por parte de los israelíes. No fue simplemente un error, fue un lapsus freudiano.

CNN también corrió el siguiente titular: “4 israelíes,  2 palestinos muertos en Jerusalén”, que equipara a las víctimas inocentes con los carniceros que los mataron.

De acuerdo con la página de Facebook del alcalde de Jerusalén, Nir Barkat, cuya imagen apareció con el gráfico de la mezquita mientras era entrevistado por la CNN, estaba tan molesto por la cobertura de la CNN que él llamó la red y exigió una explicación. CNN se disculpó con Barkat y posteriormente emitió una disculpa pública. CNN también dijo que llevaría a cabo una investigación interna para tratar de llegar al fondo de lo que realmente ocurrió. Buena suerte con eso.

Claro, la CNN se disculpó pero el daño causado de que millones de espectadores de todo el mundo fueran engañados sobre este horrible ataque ya estaba hecho.

La cobertura distorsionada a través de los medios de comunicación occidentales continuó, como algunas agencias de noticias deliberadamente dejaron fuera el hecho de que los palestinos eran responsables de los asesinatos violentos en la Sinagoga Har Nof. Hay algo en el aire que respiran estas agencias de noticias que les convence de que Israel es automáticamente culpable, no importa cuáles sean los hechos.

El CBC usó este titular: “policía de Jerusalén fatalmente disparó a 2 después de aparente ataque a sinagoga”.

The Guardian recibió un cable de Reuters que decía: “los palestinos matan a cuatro en ataque a la sinagoga de Jerusalén. Pero el sitio web de The Guardian cambió el titular dejando fuera la palabra ‘palestinos’ por completo: “Cuatro adoradores muertos en ataque en sinagoga de Jerusalén “

Nora O’Donnell, de CBS, dijo que el ataque ocurrió en un “lugar religioso impugnado” cuando en realidad Har Nof es una sinagoga en Jerusalén Oeste en un barrio ultraortodoxo 100%. Para que esta historia alcanzara su mal información, ni el que la escribió ni el que la copió se tomaron el trabajo de corroborar los datos, o será que la atmósfera en la sala de redacción está tan completamente corrompida por el odio a Israel que estaban dispuestos a sabotear su propia credibilidad. ¿Son estos realmente errores? O se trata de maldad?

Más tarde esa mañana, cuando el ministro de Economía Naftali Bennett mostró una foto de una de las víctimas judías del ataque, la BBC le pidió que no la mostrara, provocando que el periodista británico Jake Wallis Simons tuitera:

“BBC se niega a mostrar la imagen de feligrés judío asesinado. No tuvieron problema con los habitantes de Gaza muertos, que yo recuerde”.

La BBC ha alcanzado un nuevo nivel de hipocresía y negación. Durante la Operación de Margen de Defensa del verano pasado, los espectadores de la BBC fueron invitados a un desfile de imágenes de niños inocentes heridos en Gaza,  con muchas fotos que más tarde se demostraron no sólo ser de fuentes dudosas, si no que en muchos casos adulteradas o del conflicto en Siria. Fotos de víctimas judías sin embargo, no son aptas para el aire.

Como periodista de toda la vida, viendo la cobertura de noticias de este terrible acontecimiento, me hizo sentir totalmente derrotado. El hecho de que tantas organizaciones de noticias se equivocaron me indica que esto no es una cuestión de error casual, esta es la Gran Mentira en acción.