Los medios no preguntaron: ¿Quién Realmente Quiere la Paz?

Comunicado del 27 de Septiembre del 2011
Artículo traducido por ReporteHonesto, de HonestReporting, escrito por Simon Plosker


Mientras que los acontecimientos en las Naciones Unidas del viernes han generado muchas columnas en los medios de comunicación internacionales, muy pocos leyeron entre líneas y observaron cuidadosamente el contenido del discurso del Primer Ministro palestino, Mahmud Abbas, y del Primer Ministro israelí, Benjamín Netanyahu

En su lugar, nos condujeron a titulares que anunciaban el “histórico” momento donde Abbas pedía un Estado Palestino, y las fotografías de las celebraciones en Ramalah. Pero qué sucede si los discursos de Abbas y Netanyahu son puestos en tela de juicio por la engañosa narrativa de los medios que adjudicanque Israel es el obstáculo para la paz?

Una “nube de palabras” de los contenidos sirve para ilustrar lo que ambos líderes han decidido enfatizar. Observe cómo Netanyahu enfatizó “paz” (44 veces, de hecho) y mencionó a los palestinos en muchas ocasiones. En contraste con Abbas, cuyo discurso no contenía lenguaje conciliador con poco énfasis en la paz (26 veces) o sobre Israel, el Estado con el que los palestinos deben hacer acordar la paz.

Nube de palabras del discurso de Netanyahu ante la ONU

Podemos leer aquí, entre otros, los siguientes términos: Israel, Estado, gente, paz, Abbas, Palestinos, Presidente, verdad, Cisjordania, América, Shalit, oscuridad, nuclear, Jerusalem, negociaciones, seguridad, Islam, Judaísmo, luz, acuerdos, alto, ciudades, misiles, Líbano, esperanza.

Nube de palabras del discurso de Abbas ante la ONU

Podemos lees aquí, entre otros, los siguientes términos: Palestina, ocupación, palestinos, gente, Israel, asentamientos, unilateral, apoyo, esfuerzos, legitimación, logros, Jerusalem, retorno, guerra, liberación, límites, colonialismo, puestos de control, Gaza, acuerdos, Cisjordania, libertad, mundo, programa, justicia.

Mientras que Netanyahu le tendió la mano a los vecinos de Israel y los palestinos, Abbas no sólo prescindió de alguna declaración conciliadora, sino en realidad surgió con declaraciones y reclamos que los medios decidieron ignorar.

  • Abbas se refirió a 63 años de sufrimiento palestino bajo la “ocupación” – lo que implica que el nacimiento del Estado de Israel en 1948, es el verdadero problema y no el control israelí sobre Cisjordania y la Franja de Gaza, que comenzó en 1967 después de la Guerra de los Seis Días.

  • Abbas habló de la importancia de la Tierra Santa tanto para las religiones cristiana y musulmana, no reconociendo aún la conexión innegable e histórica del judaísmo con la región.

  • Abbas habló de la “limpieza étnica” y el “apartheid” de Israel y luego tuvo el descaro de afirmar que él no estaba interesado en deslegitimar a Israel. Por supuesto, su lenguaje ha estado a la vanguardia de los esfuerzos para hacer precisamente eso.

En efecto, mientras que el discurso de Netanyahu recibió muy poca cobertura, ¿por qué se plantéan dudas sobre la credibilidad de sus palabras, mientras que las evidentes señales del discurso de Abbas son ignoradas?

Oiga al Editor de HonestReporting sobre el tema

El Editor en Jefe de HonestReporting fue entrevistado en Rusty Mike Radio, una estación israelí en inglés, y expuso cómo los medios cubrieron los discursos dados en la ONU.

Haga click aquí para escucharlo.

Voto por Estado palestino en la ONU: 4 antecedentes peligrosos para el mundo entero

Comunicado del 19 de Septiembre del 2011
Artículo de ReporteHonesto


Este viernes 23 se realizará un voto unilateral en la Asamblea General de la ONU con motivo del posible reconocimiento unilateral de un Estado palestino. Sin embargo, este aparente motivo no es el único, y la situación no es tan sencilla como lo pintan los medios.
Les ofrecemos 4 ejemplos:

En realidad, el voto a favor del reconocimiento unilateral de un Estado palestino sentaría antecedentes peligrosos para el occidente y para el mundo entero, algunos de estos antecedentes peligrosos incluyen:

1. Reconocimiento de un Estado cuyo parlamento (Hamas) persigue explícita y abiertamente la destrucción de un estado vecino (en este caso, Israel).

El Hamas (representante del parlamento palestino) ha reiterado su postura y el NO ante el posible reconocimiento de Israel como respuesta a la iniciativa de Abbas. Fuente: El Comercio Ecuador

 
2. Legitimación de un método basado en imposición unilateral de condiciones, en detrimento de la negociación, el diálogo y la construcción de consenso.

Abbas persigue un estado palestino “libre de judíos”. Ejemplo que ilustra cómo el discurso del liderazgo palestino es uno de odio y antisemitismo. Fuente: YNetNews

3. Desmerecimiento de los intereses de un país vecino, particularmente la necesidad y el derecho de garantizar la seguridad de sus ciudadanos (en este caso, Israel).

Como ya lo hemos analizado, la declaración unilateral es una amenaza concreta a las fronteras de Israel, reconocidas por organismos internacionales.

4. Incentivo a los regímenes de la región a obtener logros políticos mediante actos provocativos en contra de Israel (por ejemplo, amenazas de Turquía) y en contra de la paz, en este caso con Israel (por ejemplo, reclamos de Irán, disturbios en la Embajada de Israel en Egipto).

Días antes de la votación, Turquía ha amenazado con romper el bloqueo naval que ha impuesto Israel y que ha sido reconocido como legal y necesario por la ONU (Informe Palmer). Una turba de ciudadanos egipcios atacó la embajada de Israel en el mismo país, poniendo en peligro la vida de los guardias y causando la retirada del embajador. Fuentes: ABC de España y BBC Mundo

Las implicaciones de dichos antecedentes son profundas y trascienden la situación en el medio oriente. Lo que está en juego es más que el reconocimiento de un Estado. Lo que está en juego es el proceso mediante el cuál se deben obtener logros políticos: ¿mediante el diálogo o mediante la imposición? Lo que está en juego son las condiciones que se le exigen a un potencial miembro de la ONU: ¿se permite la inclusión de países que persiguen en forma explícita la destrucción de sus vecinos?
 
Actúe para asegurar que el público comprenda la complejidad del voto y se forme una opinión informada y responsable. Reenvíe este informe, comparta en sus redes sociales. Difunda el mensaje.

10 razones para el “NO” en la ONU al reconocimiento unilateral de un Estado Palestino este 23 de Septiembre

Comunicado del 15 de Septiembre del 2011
Artículo realizado por ReporteHonesto, basado en material extraído de StandWithUs.com

Israelíes y palestinos buscan una coexistencia pacífica, pero el presidente de la Autoridad Palestina, Majmud Abbas, mantiene un plan unilateral para solicitar que las Naciones Unidas reconozcan al Estado Palestino basados en las líneas de armisticio de 1949, lo que mina esperanzas de paz y establece peligrosos antecedentes internacionales.

Una paz duradera puede surgir únicamente a través de negociaciones directas y no declaraciones unilaterales.

 Desde el otoño del 2010, el Presidente Abbas se ha negado a reanudar las negociaciones directas con Israel y ha abandonado completamente las negociaciones. En su lugar, ha pedido a otras naciones el reconocimiento de un Estado palestino independiente con fronteras en las líneas de armisticio de 1949. En septiembre del 2011, planea llevar la demanda de una Declaración Unilateral de la Independencia ante la ONU.

La aprobación por parte de la ONU de la demanda unilateral palestina de reconomiento de su condición de Estado podría:

1_ Establecer peligrosos precedentes para la diplomacia internacional.

Los procesos diplomáticos pierden su valor cuando una parte puede simplemente salirse de ellos y lograr sus propios fines, sin considerar las necesidades básicas de la otra parte.

2_ Violar los estándares legales vigentes de condición de Estado.

Desde 1933, en la Convención de Derechos y Obligaciones de los Estados, se definieron las siguientes condiciones:
•    una población permanente.
•    un territorio definido.
•    sistema de gobierno.
•    la capacidad para entablar relaciones con otros Estados.
Fatah gobierna Cirjordania y Hamas controla la entidad palestina en Gaza. Ninguno de ellos cumple con las condiciones antedichas. Son dos poderes rivales y no poseen una legislatura funcional.

La Asamblea de la ONU no otorga a las Naciones Unidas la autoridad para establecer un Estado. La ONU sólo tiene el poder de admitir a los Estados establecidos como miembros.
Los palestinos están eludiendo las normas y las responsabilidades de Estado e  intentando utilizar la autoridad de la ONU para elevar simbólicamente su posición internacional, evitando los pasos para el establecimiento de un Estado legítimo.

3. Violar directamente los últimos acuerdos entre la OLP e Israel.

Luego de complicadas gestiones diplomáticas, Israel y la OLP firmaron los Acuerdos de Oslo en 1933 y en 1995, ambos bajo la supervisión de Estados Unidos.
Los Acuerdos de Oslo específicamente llamar a una resolución negociada para el estatus permanente de Cisjordania, incluyendo temas como sus fronteras, Jerusalem, y la declaración de un Estado palestino. Se le prohibe a ambas partes la adopción de medidas unilaterales que puedan perjudicar el estatus final de los territorios en disputa.
Majmud Abbas, Presidente de la Autoridad Palestina y de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP), ahora está tratando de tomar medidas unilaterales.
Ninguna de las partes, ni Israel ni la OLP, ha renunciado al cumplimiento de los acuerdos firmados. Si la OLP ahora los viola, la paz se verá minada, incluyendo la legitimidad de la Autoridad Palestina que fue establecida a través de los Acuerdos de Oslo.

4. Violar directamente las Resoluciones 242 y 338 del Consejo de Seguridad de la ONU.

Ambas resoluciones llaman a acuerdos negociados de tierra por paz, que conduzcan a “fronteras seguras y reconocidas”. Las fronteras anteriores a 1967 que separaban a Israel de Cisjordania fue una línea de armisticio trazada fue la conclusión de la guerra de los Estados Árabes para destruir a Israel en 1948.
Nunca fue reconocida como una frontera internacional, y las resoluciones de la ONU no consideraron que fueran fronteras seguras para Israel.

La Autoridad Palestina y las naciones que apoyen  la declaración unilateral de independencia de la Autoridad Palestina basada en las fronteras anteriores a 1967 están desafiando las resoluciones de las Naciones Unidas.

5.  No atenderá el principal obstáculo para la paz: el terrorismo.

Hamas, que permanece en un estado activo de  guerra contra Israel y está dedicado a la “destrucción” de Israel, tomó el control de Gaza tras la retirada israelí en 2005. Tiene miles de cohetes, que continúa lanzando contra las ciudades y granjas israelíes; mantiene el contrabando de armas a través de Egipto, y está predicando la destrucción de Israel en sus mezquitas y los medios de comunicación.

Una declaración unilateral ignora la grave amenaza que Hamas y otros grupos terroristas palestinos plantean a los israelíes desde Cisjordania, que está a sólo unos kilómetros de distancia de los principales centros urbanos de Israel.

6. Dar reconocimiento oficial internacional al grupo terrorista Hamas.

La Autoridad Palestina firmó un pacto de unidad con Hamas, que gobierna Gaza.
Este pacto puede colapsar, pero la ONU todavía estaría sancionando a un gobierno palestino que podría incluir a Hamas, que ha sido designado como organización terrorista por los EE.UU., la Unión Europea, Canadá, Gran Bretaña, Japón y Jordania. La Autoridad Palestina no exigió que Hamas cambie su plataforma política, que llama al la “destrucción” de Israel, el asesinato de los judíos y a la violencia.
 
7. Apoyar a la táctica palestina para evadir negociaciones y evitar las concesiones que son requisitos previos para la paz.

Los palestinos deben renunciar al terrorismo, aceptar el derecho a la existencia del Estado Judío dentro de fronteras seguras, cumplir los últimos acuerdos de la OLP e Israel, negociar de mutuo acuerdo las soluciones de otras cuestiones pendientes, y acuerdar poner fin al conflicto.

8. Ser utilizado como paso inicial para la destrucción de Israel.

El presidente Abbas prometió que si la Declaración Unilateral de la Independencia es aprobada en la ONU, la Autoridad Palestina no reconocerá a Israel como un Estado Judío  y no renunciará a sus reclamos hacia Israel.
La Autoridad Palestina continuará luchando por el “derecho de retorno” para millones de palestinos, lo que destruiría Israel demográficamente.
La Autoridad Palestina continúa publicando mapas que representa todo el territorio de Israel como “Palestina”.
El presidente iraní, Majmud Ajmadinyad apoya la estrategia palestina. Según él, “reconocer el Estado Palestino no es la meta última. Es sólo un paso hacia la liberación de toda Palestina “

9. Aumentar una escalada de violencia y una potencial guerra.

Ninguna de las cuestiones pendientes, como los refugiados y Jerusalén, se resolvería.
En cambio, los palestinos se sienten capaces de seguir haciendo las máximas exigencias, incluso por la fuerza de armas y el terrorismo, Hamas sigue haciéndolo.
Esto no va a conducir a la coexistencia pacífica buscada por Israel y los moderados en la región.

10. Acabar con las esperanzas de paz, que sólo pueden surgir de negociaciones directas.

Israel ha demostrado repetidamente su disposición a hacer concesiones a los palestinos, pero Israel también posee derechos que los palestinos deben reconocer y respetar a través de acuerdos negociados.
Una resolución del Consejo de Seguridad de la ONU que declare un Estado palestino, debe ser vetada, y cualquier intento de reconocer un Estado palestino que realice la Asamble General de la ONU, debe ser rechazado.

Todos los esfuerzos deben dirigirse hacia colocar a los palestinos de vuelta en la mesa de negociaciones, no apoyar su campaña para evitar el proceso de paz.


Actúe para asegurar que el público comprenda la complejidad del voto y se forme una opinión informada y responsable.
Reenvíe este material.
Difunda el mensaje correcto.

Israel desea un Estado Palestino, pero que garantice la paz y seguridad de sus habitantes.
Cree Ud. que la Asamblea de la ONU pueda garantizarlo?

Opinión: Turquía Obstinada en Enterrar el Informe Palmer

Comunicado del 14 de septiembre del 2011
Artículo traducido por ReporteHonesto, de HonestReporting, escrito por Simon Plosker

 

Apenas unas semanas después de su exposición, el Informe de Palmer sobre el incidente de la flotilla de Gaza del 2010, parece haber sido relegado al basurero de la historia.

A pesar de la nivelación de las críticas hacia Israel por uso de “fuerza excesiva”, el informe podría y debería haber sido un importante premio para la diplomacia pública de Israel. ¿Con qué frecuencia, y especialmente en un momento de muy pocos regalos, una investigación realizada por la ONU defiende la legitimidad del bloqueo naval de Israel, así como destaca el peligro de Hamas desde Gaza?

Atrapados entre la espada y la pared, el gobierno de Israel falló al no enunciar un mensaje contundente aprovechando los aspectos positivos del informe Palmer para evitar la escalada de tensiones con Turquía.

El premier turco Erdogan, sin embargo, lo aprovechó al máximo, utilizando las horas previas a la publicación del informe para secuestrar el ciclo de noticias y replantear la historia, con la ayuda de unos complacientes medios de  comunicación internacional.

Incluso sin la ayuda de Erdogan, algunos medios deliberadamente se centraron en la crítica de Palmer hacia Israel, haciendo caso omiso de la justificación para el bloqueo israelí y la responsabilidad de Turquía por el incidente de la flotilla. Los principales titulares en los días siguientes, sin embargo, pertenecían a los ataques cada vez más virulentos de Erdogan hacia Israel.

A pesar de la recomendación del Informe de Palmer de que Israel exprese su pesar por el incidente del Mavi Marmara, la historia se transformó en el alegato de que Israel se niega a pedir disculpas y esta fue la razón de la ira de Turquía y la brecha cada vez mayor entre los dos países.

Más exactamente, la demanda turca de una disculpa y el lenguaje en escalada de Erdogan deberían haber sido destacados como los motivo de la ruptura diplomática.

La fórmula es simple: cuando la ONU publica un informe contradiciendo sus cargos públicos, simplemente desvíe la conversación dando rienda suelta a un ataque contra Israel. Y los medios de comunicación estarán más que dispuestos a complacerlo, permitiendo que Ud. controle por completo el giro. Por supuesto, sólo funciona si su ataque a Israel cumple con la narrativa básica de los medios de que Israel es un agresor y que es responsable de todos los problemas de la región.

Y Erdogan ha seguido utilizando los medios de comunicación, diciendo: “El ataque que tuvo lugar en aguas internacionales no cumple con las leyes internacionales. De hecho, fue razón para la guerra. “

Aunque muy felices de transmitir la retórica inflamatoria turca, los medios de comunicación parecieron no estar preparados para revisar el Informe Palmer como un punto de referencia. Pese a las afirmaciones de Erdogan de que Israel había violado la ley internacional, el Informe Palmer concluyó exactamente lo contrario, afirmando que Israel tenía todo el derecho para abordar la flotilla en aguas internacionales.

Observe la forma en la que dos investigaciones diferentes de las Naciones Unidas se han presentado. El duro y unilateral Informe Goldstone recibió atención masiva por parte de los medios de comunicación. Desde entonces, con mucho menos ruido, el propio juez Goldstone se ha distanciado de los resultados, diciendo que si él hubiese sabido lo que sabe ahora, las conclusiones habrían sido muy diferentes.

El informe de Palmer, al igual que la retracción de Goldstone, ha sido sistemáticamente ignorado o manipulado de forma deliberada por los medio que no pueden desviarse de la aceptada narrativa  de Israel como el único chico malo del barrio.

Pero no es sólo la ira turca la que ha sido reenmarcada en los medios de comunicación. Luego del ataque a la Embajada de Israel en El Cairo, los medios de comunicación se apresuraron a saltar sobre el sentimiento anti-Israel de la calle egipcia.

En particular, la muerte accidental de los soldados egipcios por fuerzas israelíes perseguiendo a los terroristas palestinos responsables del ataque mortal cerca de la ciudad sureña de Eilat, fue presentada como una razón inmediata.

Aún, incluso el ataque terrorista palestino fue reenmarcado por algunos medios. Un analista egipcio citado por Sky News afirmaba:

Esta acción muestra el estado de ira y frustración que los revolucionarios jóvenes egipcios sienten contra de Israel, especialmente después de los recientes ataques israelíes en la frontera egipcia que llevaron a la matanza de soldados egipcios. [Énfasis añadido].

En The Guardian, Peter Preston indica en el mismo sentido:

A ella [a la calle egipcia] no le gusta que cinco guardias fronterizos egipcios fueran muertos a tiros como el desafortunado subproducto de una nueva incursión de represalia israelí. [Énfasis añadido].

Por lo tanto, un ataque terrorista mortal en suelo israelí se transforma en un “incursión de represalia” o “ataque israelí” en Egipto, eliminando todo contexto y presentando a Israel como el agresor. Al igual que el Informe Palmer, cualquier cosa que pueda provocar comprensión o incluso simpatía por Israel, en este caso un ataque terrorista, es enterrado por los medios.

Además, el reclamo de la muerte de soldados egipcios como el origen para el ataque a la embajada de Israel, falla al no enfrentar décadas de sanciones de Estado en incidentes anti Israel y antisemitismo en los medios egipcios. Para no mencionar el status de bestseller de los Protocolos de los Sabios de Sión y Mein Kampf, disponibles en las librerías de El Cairo.

Al final, todo se reduce a una simple línea promulgada por los medios- las acciones de Israel son las responsables de los sentimientos anti-Israel del Primer Ministro Erdogan y de la masa egipcia.

Cualquier cosa que desafíe esta narración simplista es eliminada, rechazada o reenmarcada para adaptarse al dominante espíritu anti-Israel. Indudablemente, los esfuerzos de Israel para hacer frente a la próxima votación en la ONU de un estado palestino también se enmarcará falsamente como “anti-paz”.

Israel será capaz de recuperar la narrativa en las próximas semanas? A juzgar por los acontecimientos recientes, el optimismo escasea.


Lea nuestro análisis sobre el Informe Palmer y compártalo con otras personas.

Veredicto de la ONU: La flotilla = provocación, el bloqueo a la flotilla = legal.

Comunicado del 5 de Septiembre del 2011
Artículo traducido por ReporteHonesto, de HonestReporting, escrito por Simon Plosker


El Informe Palmer realizado por la ONU sobre los acontecimientos de la primera flotilla a Gaza en el 2010 llegó a una serie de importantes conclusiones que, en su mayoría reivindica la posición de Israel:

  • El bloqueo naval de Israel a Gaza es legal e Israel tiene el derecho de imponer el bloqueo, incluso en aguas internacionales.

  • La decisión de romper el bloqueo naval fue un acto peligroso y temerario que llevó innecesariamente a una potencial escalada.

  • La conducta y los verdaderos objetivos de los organizadores de la flotilla, en particular el IHH, incluía planes para resistir violentamente a cualquier intento de abordaje.

El Gobierno Israelí aprobó el informe, aunque con reservas en cuanto a la caracterización de la decisión de Israel de abordar los buques en la forma que lo hizo como “excesiva y no razonable”, así como el presunto maltrato de algunos de los participantes flotilla después del atraque de los buques en Israel.

Pero, ¿qué destacaron los medios de comunicación con relación a la publicación del informe Palmer? ¿Un reticente reconocimiento de que Israel tenía un caso válido?

Horrendos Titulares

No, a juzgar por estos titulares, que dejaron en claro de qué manera  se enmarcó la historia:

Washington Post: ONU llama a la incursión de Israel como “no razonable”

The Independent: ONU censura a Israel por incursión en la flotilla que asesinó a 9 turcos

Daily Telegraph: Investigación de la ONU llama a la incursión de Israel en la flotilla “excesiva”

Wall Street Journal: ONU llama a la Fuerza de Israel en la Flotilla “Excesiva”

 

Además, este titular Sky News también deja muy claro a quién se considera culpable:

Sky News: Israel “No nos Disculparemos por las Muertes de la Flotilla”

Un estándar diferente para Israel

Joseph Ciechanover, representante de Israel en el panel Palmer, señaló que:

Sus esfuerzos [de los miembros del Panel] deberían enviar un mensaje a la comunidad internacional sobre la necesidad de participar con todas las partes en una disputa y no prejuzgar un incidente antes de que todos los hechos sean conocidos.

Esto ciertamente se aplica a gran parte de la prensa internacional que desató una vorágine de información viciosa, trabajando en la presunción de que Israel fue el agresor y convirtiendo a Israel en un paria virtual en el momento del incidente.

Piense en la cobertura de los medios de la flotilla y el Informe de Goldstone de la ONU, que también generó una ola de sentimiento antiisraelí en los medios de comunicación y más allá. ¿Entonces por qué un informe de la ONU que, en general, apoya las políticas de Israel no es considerado igualmente de interés periodístico? Después de todo, en estos días, algo positivo acerca de Israel, en particular proviniendo de un cuerpo problemático como la ONU, es una noticia en sí misma.

Turquía expulsa al Embajador Israelí


Quizás el Primer Ministro turco, Erdogan, sabía exactamente lo que estaba haciendo cuando secuestró el ciclo de noticias y desvió la atención de los medios de comunicación hacia la expulsión del embajador de Israel en Ankara junto a una degradación de las relaciones con Israel.

¿Podría ser que él no quería llamar la atención de las partes del informe Palmer donde  Turquía no saldría exactamente limpio? ¿O podría ser la actual campaña de bombardeos turcos contra los kurdos en el norte de Irak que apenas ha sido objeto de verdadera atención de los medios?

En cualquier caso, los perezosos medios prefrieron concentrarse en el histrionismo de Turquía en lugar de hacer frente a una cierta hipocresía por parte de los turcos y a la esencia del informe Palmer sí mismo.

Desaparición de Contexto y la Omisión de Hechos

Algunos medios de comunicación no pudieron dejar de ir en busca de voces contradictorias sobre el Informe Palmer. Turquía advirtió públicamente los resultados. Pero, ¿qué mejor que los comentarios de un político israelí para enturbiar las aguas aún más, como en el Times de Londres (sólo con suscripción) que concluyó su artículo así:

Las conclusiones del informe que el bloqueo es legítimo fue rechazada por Hanin Zoabi, miembro del parlamento israelí, que pidió “a aquellos que enviaron al ejército para detener la flotilla sean enviados ante los tribunales internacionales”.

Lo que el Times no mencionó fue que Zoabi, además de ser miembro del partido radical Balad con un historial contra el Estado israelí en sí, también era una pasajera en el Mavi Mármara.

Mientras tanto, Sky News, sólo consideró pertinente señalar los resultados de Palmer en el penúltimo y décimo párrafo de su informe sobre los movimientos turcos en contra de Israel.

La BBC continúa su utilización siempre tan sutil de la ubicación estratégica de titulares colocados para dirigir a los lectores en la dirección que le gustaría, como lo demuestra la siguiente:

Traducción: Fuerza “No razonable”
Los nueve activistas pro-palestinos que murieron se encontraban a bordo del barco de bandera turca, Mavi Mármara, cuando fue interceptado por la armada israelí en aguas internacionales, que navegaba hacia la costa de Gaza el 31 de mayo de 2010.
En ese momento, el ejército israelí dijo que sus comandos dispararon munición real sólo después de ser atacados con palos, cuchillos y armas de fuego. Pero los activistas a bordo, dijeron que los comandos comenzaron a disparar tan pronto como alcanzaron la cubierta.

The Guardian fue probablemente el medio de comunicación más vociferantes en el momento de la flotilla y un animador para el Informe Goldstone y las acciones de la ONU contra Israel. Esta vez, sin embargo, el apoyo de The Guardian a un informe brindado por la ONU se desvanece cuando no le gustan las conclusiones:

Cuando fue el Mavi Mármara, Turquía seguía desafiando el bloqueo de Gaza en la Corte Internacional de Justicia. Y con razón. Las conclusiones del panel Palmer van en contra de todas las declaraciones que el secretario general de la ONU ha hecho sobre Gaza, el informe Goldstone y un informe del consejo de derechos humanos de la ONU en Septiembre. Si, tal como Palmer encontró, el bloqueo es legal ante el derecho internacional, la ocupación también lo es. Esto debe ser impugnado en los tribunales.

¿Un juego de cambio de informes?


Jennifer Rubin, escribiendo en el Washington Post, se pregunta qué tiene que ver el Reporte Palmer con los esfuerzos para la declaración del estado palestino en la ONU este mes, y nota cómo el Reporte claramente reconoce la necesidad de Israel de defenderse a sí mismo de ataques de misiles y el terrorismo provenientes de Gaza. Rubin declara:

Esto no sólo es un rechazo implícito de las premisas del Informe Goldstone (que, en la Operación Plomo Fundido, retrató a los israelíes como agresores y los habitantes de Gaza como las víctimas), pero es un poderoso argumento en contra de conceder a los palestinos su solicitud de una declaración de la condición de Estado . El gobierno de ese nuevo Estado es co-dirigido por los propios terroristas descritos en el informe de la flotilla, en guerra con Israel.

Las consecuencias e implicaciones de que Israel estuvo en su derecho pueden ir más allá del incidente de la flotilla. Pero entonces, ante los ojos de muchos, Israel sólo puede actuar mal, incluso cuando se evidencia que actuó de forma correcta.

¿Cómo se presentó en nuestros países?

En los medios en español, también encontramos una llamativa elección de titulares frente a la cobertura de la publicación de los resultados del Informe Plamer y las medidas adoptadas por Turquía.

El Universal de Venezuela publica: Israel rechaza disculparse ante Turquía por asalto a flotilla

En La Nación de Chile:

Ankara redujo al mínimo las relaciones con Israel luego que ese país descartara excusarse por el asalto a un barco, parte de la llamada Flotilla de la Libertad, que costó la vida a nueve turcos en 2010. Esto coincidió con la publicación de un informe de ONU que estimó “excesivo” el asalto israelí, pero consideró “legal” el bloque a Gaza

El Telégrafo de Ecuador: Israel reitera que no se disculpará por asalto a flotilla

En el español La Razón: Israel no pedirá disculpas al Gobierno turco por el asalto a la flotilla de Hamas

Comparta las conclusiones de este importante informe y ayude a combatir las tendencias que los medios crean en la opinión pública.

Análisis de HonestReporting: Cómo la equivalencia moral perjudica un informe preciso.

Comunicado del 13 de Abril de 2011
Artículo traducido de HonestReporting, escrito por Alex Margolin

Cuando el juez Richard Goldstone, publicó su famoso artículo de opinión reconsiderando el Informe Goldstone, que – tal vez sin proponérselo – reveló una de las tendencias predominantes de la Comisión Goldstone, que elaboró el informe. La Comisión, al parecer, estaba operando bajo una profunda presunción  de equivalencia moral entre Israel y Hamas.

El mismo sesgo de equivalencia moral se puede ver en la cobertura de los recientes actos de violencia entre Israel y Hamas en Gaza.

Si bien prácticamente todos los medios cubrieron la historia como una acción-reacción, que comenzó por un ataque de Hamas en un autobús escolar israelí y conllevó a ataques de represalia de Israel contra objetivos en Gaza, la cobertura da la impresión engañosa de que Israel y Hamas son moralmente iguales.

Lo que queda fuera de la cobertura es el elemento de intencionalidad. Más específicamente, se pasa por alto la realidad de que la intención de Hamás era matar a los escolares israelíes y la intención de Israel, al disparar en respuesta, fue defender a sus ciudadanos.

La distinción entre las dos partes es más evidente cuando se examinan sus intenciones. El Informe Goldstone original y defectuoso, sin embargo, estaba tan sumido a los prejuicios de sus autores que no se hicieron distinciones.

Incluso Goldstone reconoce ahora que no hubo pruebas que apuntan a la intención de Israel de atacar a civiles palestinos durante la guerra de Gaza. En ausencia de pruebas que apuntan claramente en una u otra dirección, su “conclusión razonable” fue asumir la culpa de Israel:

Que los delitos supuestamente cometidos por Hamas fueron intencionales ni que decirlo – sus cohetes fueron deliberada e indiscriminadamente dirigidos contra blancos civiles.

Los alegatos de la intencionalidad por parte de Israel se basan en las muertes y lesiones a los civiles en situaciones donde nuestra misión de investigación no tenía pruebas como para llegar a ninguna conclusión razonable.

En otras palabras, el Comité decidió que, dado que los civiles palestinos sufrieron, Israel les apuntó a propósito a menos que se demuestre lo contrario – al igual que Hamas deliberadamente apuntó a civiles israelíes.

Sorprendentemente, el comité no pudo reconocer que la intención única de Israel al iniciar la guerra en Gaza fue la de detener los ataques con cohetes de Hamas contra civiles israelíes. Si no hubiera habido disparos de cohetes, no habría habido guerra.

Pero en un mundo de equivalencia moral entre el agresor y la víctima, las intenciones no son pertinentes. Ambas partes dispararon y ambos lados causaron víctimas civiles. Por lo tanto, ambas partes son moralmente iguales.

Este sesgo de equivalencia moral – la incapacidad de distinguir entre la agresión intencional de Hamas contra civiles israelíes, que “ni que decir” y la intención de Israel de proteger a sus ciudadanos contra esta agresión, para lo que no parece haber “ninguna evidencia” – es a menudo reforzado en la cobertura de los medios de comunicación de la región.

A medida que la escalada de violencia del fin de semana, artículo tras artículo se centraba en la represalia de Israel por los eventos – ataque intencional de Hamas contra un autobús escolar israelí con un cohete antitanque avanzado.

Este artículo de Associated Press fue típico de la cobertura de la violencia en Gaza:

Israel  golpeó blancos de Hamas en Gaza con ataques aéreos y proyectiles de tanques el sábado, matando a cuatro milicianos, dijeron funcionarios palestinos, mientras los misiles palestinos golpearon profundo en Israel, en la ronda más intensa de combates desde la guerra de Gaza.

En total, 18 habitantes de Gaza han muerto y más de 65 heridos desde que Israel desencadenó los ataques después de un embestida de Hamas contra un autobús escolar israelí el jueves. Un cohete anti-tanque golpeó el autobús, hiriendo gravemente a un joven de 16 años de edad, y lastimando al conductor.

Podría parecer razonable informar, en primer lugar, sobre las víctimas, especialmente cuando se recuentan los últimos acontecimientos. Pero un relato seco de las acciones sin señalar la intencionalidad detrás de ellos no transmite el espíritu de lo que pasó.

En lugar de presentar los hechos  que Hamas deliberadamente atacó a niños en un autobús escolar e Israel trató de prevenir este tipo de ataques persiguiendo  a los responsables, obtenemos un “ojo por ojo” de violencia  en un vacío moral.

La revista Time incluso se utilizó el término “ojo por ojo” en su “teaser” – el resumen en línea del artículo – por su cobertura de Gaza.

Traducción de la imagen:
En Israel, la sombra de una nueva guerra en Gaza.
Un ataque contra un bus escolar precipitó una escalada aún mayor en el ojo por ojo entre Israel y Hamas.
 

El término sugiere que toda la violencia es esencialmente igual, como si las intenciones de Hamas fueran irrelevantes. En el artículo de AP, es Israel el que “desató” los ataques, como si el ataque contra el autobús no fuera el que realmente disparo todo.

No es de extrañar que la gente vea el problema como un “ciclo de violencia.” Cuando los medios de comunicación no hacen una distinción entre la agresión de Hamas y de defensa de Israel, dejan fuera el elemento esencial de la historia que permite a las personas comprender lo que está pasando .

Pero informes precisos mostrarán las cosas como realmente son – con un lado disparando misiles de precisión contra niños de escuela y lanzando cohetes desde el interior de su propia población civil (ver video más abajo). Entonces la gente puede entender que no hay más equivalencia entre Israel y Hamas. Tal vez incluso Goldstone está comenzando a verlo.

La batalla por el Informe Goldstone continúa

Comunicado del 7 de Abril de 2011
Artículo traducido de HonestReporting, escrito por Alex Margolin 

La carta editorial del juez Richard Goldstone en el Washington Post admitiendo que estaba equivocado acerca de los elementos clave en su famoso Informe Goldstone sobre la guerra en Gaza desató un torrente de cobertura de los medios durante la semana pasada.

En su informe original, Goldstone escribió que Israel y Hamas eran culpables de crímenes de guerra y posiblemente crímenes contra la humanidad en la guerra de Gaza. Uno de los cargos más graves formulados contra Israel fue que dirigió sus ataques contra civiles palestinos. Acusación, tal como Goldstone escribió la semana pasada, que estaba equivocada. Mientras Goldstone no repudia totalmente su informe, reconoció que hubo fallas.

Aunque la historia nunca alcanzó la escala que hubo al momento de la publicación del Informe Goldstone en 2009, prácticamente todos los medios de comunicación cubrieron la retractación de Goldstone , aunque menos dramáticamente.

Una parte de la prensa, sin embargo, sigue inmersa en la cuestión de lo que significan las reconsideraciones de Goldstone  para el destino del informe Goldstone. Después de todo, si información relevante ha surgido, que no fue considerada cuando el informe fue publicado, sería razonable esperar que sus autores revisen el material y hagan los ajustes necesarios.

El Chicago Tribune, por ejemplo, escribió:

La ONU debe retractarse formalmente el informe Goldstone. Pero no puede acabar ahí. La ONU debe reconocer que no ha sido un intermediario honesto en el Medio Oriente. Se debe reconocer que su panel de derechos humanos sigue siendo una vergüenza que en gran medida socava la posición del organismo mundial.

Sería razonable si el objetivo de un informe de la ONU fuera la verdad. No es razonable en absoluto, sin embargo, si el objetivo es difamar a Israel y utilizar el Informe Goldstone para promover una agenda de deslegitimación de Israel.

Lamentablemente, algunos de los más grandes animadores del informe antes de que Goldstone declarara su reconsideraciones, se han convertido en sus mayores defensores hoy.

El ex relator especial de la ONU John Dugard, un viejo crítico de Israel, que ha menudo invoca la carga del apartheid contra Israel, afirmó que Goldstone no presentó ningún hecho nuevo en el debate que sería necesario una revisión en la ONU. Escribiendo para el New Statesman, se pregunta cómo Goldstone podría incluso dudar de que Israel emprendió su campaña para dañar deliberadamente a civiles palestinos. 

En su artículo de opinión, Goldstone declara que los lanzamientos indiscriminados de Hamás de cohetes contra Israel, que provocaron la muerte de cuatro civiles, fueron un objetivo “intencional” contra la población civil y por lo tanto un crimen de guerra. Pero es un misterio cómo puede sugerir que el bombardeo indiscriminado y los disparos a los palestinos en Gaza por el ejército israelí, que dio lugar a casi un millar de muertes de civiles, no fue “intencional”.

También es un misterio cómo Dugard llegó a su total de casi un millar de muertes de civiles. Irónicamente, el propio Goldstone, en el mismo artículo de opinión, señaló que incluso Hamas ha reconocido que la cifra de víctimas se encontraban en orden con los totales de las FDI

Dugard también ignora la cuestión de los escudos humanos, o los terroristas de Hamas disparando detrás de civiles palestinos. El siguiente video tomado durante la Operación Plomo Fundido demuestra cómo Hamás utiliza la puesta en peligro de la vida de los niños palestinos, usándolos como escudos humanos.

 

Lo que pudieron haber reportado en el Informe Goldstone, como el bombardeo indiscriminado puede, de hecho, resultar ser completamente diferentes.

El ex coronel del ejército británico Richard Kemp, quien había declarado ante la Comisión Goldstone para disputar los cargos de crímenes de guerra contra Israel, señaló recientemente que la omisión del informe de Goldstone para abordar adecuadamente el uso de escudos humanos por parte de Hamás ha justificado la misma táctica en Libia.

Traducción del comentario en Twitter:

“Las fuerzas de Gaddafi usando escudos humanos en áreas urbanas”. Si, y aquellos que apoyaron a Goldstone validan esas tácticas.

Dugard no estaba solo al rechazar la retractaciónn de Goldstone como irrelevante para el trasfondo del informe Goldstone. En una editorial, The Guardian también señaló que las intenciones de Israel hacia los civiles palestinos estaban fuera de lugar.

El informe no demanda  que Israel se propuso deliberadamente el asesinato de  civiles. Dijo que la Operación Plomo Fundido fue “deliberadamente desproporcionada” e intentó “castigar, humillar y aterrorizar”. Ese cargo se encuentra sin respuesta. Tiros de guerra indiscriminados en oposición al asesinato deliberado, fue sin duda política estatal.

Esta acusación por The Guardian fue abordada por el editor de HonestReporting,  Yarden Frankl en Backspin, blog diario

Uno podría pensar que tal reconocimiento por parte del autor principal del informe haría que el Guardián reevaluara su posición. Pero no, en vez de culpar a Israel por el asesinato intencional de civiles como una cuestión de política, ahora se culpa a Israel por la matanza indiscriminada de civiles como una cuestión de política.

Sin embargo, el Guardian no ofrece nuevas pruebas para esta acusación, se limita a señalar de nuevo el informe original defectuoso y desacreditado. La editorial presenta una lista de acusaciones como hechos. Sin embargo, estas acusaciones carecen de credibilidad y contexto. Un tratamiento completo de cada una de las acusaciones basadas en una investigación de Israel ha sido publicado en línea. En algunos casos, las investigaciones encontraron que soldados puntuales habían actuado en contra de las órdenes. Pero en la gran mayoría de los incidentes se encontró que se realizaron sobre la base de necesidad militar y el hecho de una manera de limitar víctimas civiles y daños en la medida de lo posible.

Mientras que la credibilidad del Informe Goldstone ha sido cuestionada por la retractación de Goldstone, el informe sigue siendo un documento central en el esfuerzo por desafiar la autoridad moral de Israel y su legitimidad. La incansable presión pública ayudó a impulsar a que Goldstone reconsiderara sus conclusiones. Es de vital importancia mantener la presión para presionar a  Goldstone para que de el siguiente paso y demande que el Informe Goldstone sea anulado o modificado, para reflejar la verdad.

Goldstone: Si yo hubiera sabido entonces lo que sé ahora …

Comunicado del 3 de abril de 2011
Artículo traducido de HonestReporting, escrito por Alex Margolin

El juez Richard Goldstone, jefe de la célebre comisión de la ONU que ha emitido el informe Goldstone en 2009, se retractó el viernes de sus más graves acusaciones.

El Informe Goldstone había acusado a Israel y Hamás de “las acciones que constituyen crímenes de guerra, posiblemente crímenes contra la humanidad” durante la guerra de 2008 de Gaza.

El cambio rotundo de Goldstone incluye una revocación en la acusación que Israel dirigió sus ataques intencionalmente contra civiles palestinos.

Las investigaciones sobre unos 400 incidentes de la guerra, citadas por otro reciente informe de la ONU, “indican que los civiles no fueron blancos intencionales como una cuestión política”, escribió Goldstone, en un artículo de opinión publicado en el Washington Post:

“Lamento que nuestra misión de investigación no haya tenido tales pruebas que explican las circunstancias en las que dijimos que los civiles en Gaza fueron blancos, ya que probablemente hubieran influenciado en nuestros resultados sobre intencionalidad y crímenes de guerra”.

Goldstone crudamente admitió: “Si hubiera sabido entonces lo que sé ahora, el Informe Goldstone habría sido un documento diferente.”

A pesar del mea culpa, Goldstone repitió su excusa de que su trabajo se vio obstaculizado por la negativa de Israel a cooperar con su investigación, admitiendo sin embargo, que el Consejo de Derechos Humanos, que patrocinó su informe, tiene una historia “de parcialidad contra Israel [que] no puede ponerse en duda. ”

Pero según el editor del Jerusalem Post, David Horovitz, comentando sobre las últimas revelaciones de Goldstone, Goldstone no se debería haber sorprendido por la decisión de Israel de no cooperar con su misión:

El someterse formalmente  a examinación de su comité y el sesgo institucional del Consejo de Derechos Humanos de la ONU que formó  – un sesgo que Goldstone ahora reconoce en su artículo – le generaría supuesta mayor credibilidad a su trabajo.

A pesar de la falta de cooperación formal, sin embargo, la verdad sobre lo sucedido en Gaza en diciembre de 2008 y enero de 2009 – la verdad que ahora Goldstone falsamente afirma haber descubierto sólo después de que presentó su acusación maliciosa contra las FDI y contra Israel – estuvo fácilmente disponible para él en aquel momento.


Israel hizo informalmente que la información necesaria estuviera disponible para su comité en la forma de informes detallados sobre lo que se había desarrollado. Y de fuentes abiertas, honestamente evaluadas, no dejó ninguna duda de que Hamas fue el provocador, que Hamas estaba deliberadamente poniendo en peligro a los palestinos, de que Hamás estaba mintiendo acerca de la proporción de combatientes entre los muertos de Gaza.

De hecho, en HonestReporting y ReporteHonesto se informó sobre las falacias y falsas acusaciones del informe Goldstone en septiembre de 2009 con información disponible al público. HonestReporting también proporcionó una larga lista de recursos para la lucha contra el informe, que se basó en fuentes públicas.

Junto con las acusaciones de crímenes de guerra, la editorial de Goldstone también pone fin a la controversia sobre las cifras de víctimas.

Mientras que el Informe Goldstone cita el número de bajas civiles obtenidos de Hamas, que fueron considerablemente mayores que las cifras de la FDI, Goldstone admite ahora que “los números de los militares israelíes han resultado ser similares a los recientemente facilitados por Hamás” añadiendo, sin embargo , ahora que Hamas podría estar exagerando el número de terroristas muertos por las FDI.

En pocas palabras, las cifras de las FDI eran correctas desde el principio.

Pero queda por ver si los medios de comunicación reconocen que el número comúnmente citado de “1.400 muertos, entre ellos en su mayoría civiles” – detallado por el Informe Goldstone – es inexacto. El epígrafe de la imagen siguiente, extraída de la cobertura de la BBC de las revelaciones de Goldstone, muestra que la BBC debe asimilar la nueva información.

En un comentario exclusivo para HonestReporting, Hillel Neuer, director ejecutivo de UN Watch, instó a la ONU a que tome medidas decisivas a la luz de las revelaciones de Goldstone.

Ahora que la conclusión principal del Informe Goldstone ha sido desacreditada por su autor, las normas del derecho internacional, la ética y la moral requieren que el juez Goldstone solicite con urgencia al Consejo de Derechos Humanos de la ONU que convoque a una sesión extraordinaria para repudiar oficialmente el informe y detenga sus procedimientos en curso para su implementación.


Un artículo de opinión no es suficiente. Goldstone debe oficialmente informar a todos los demás órganos que recibieron su reporte falso: el Consejo de Seguridad de la ONU, la Asamblea General de la ONU, la Corte Penal Internacional, y todos los 192 estados miembros de la ONU que – sobre la base de sus recomendaciones – recibieron solicitudes oficiales por el organismo mundial para abrir procesos penales contra los líderes israelíes y funcionarios.


Goldstone también debe escribir al gobierno de Suiza para retirar su esfuerzo, con base en el Informe Goldstone, de convocar una conferencia internacional de los firmantes de la Convención de Ginebra para condenar a Israel. Goldstone, nunca será capaz de deshacer el libelo venenoso anti-Israel que se extendió por todo el mundo, pero como un juez hacemos un llamado a que haga lo mínimo que la ética jurídica y el sentido común exigen.

Aunque la mayoría de los medios de comunicación han cubierto la historia, dos de los principales partidarios de Goldstone, The Guardian y The Independent deben informar sobre la retracción. En particular, a lo largo de The Guardian, la presentación de informes de Israel – como lo expresa este mapa producido por British Views of the World (lea más información de fondo y significados) – corresponde que el periódico continúe adelante.

El comentario de Goldstone fue publicado el viernes, y sin embargo a medida que consultamos los periódicos, ninguno ha cubierto la historia.

Es imposible saber con exactitud lo que impulsó a Goldstone para revertir sus posiciones en este momento. Pero una cosa es cierta: no hubiera sido posible sin las muchas personas que se negaron a aceptar falsas conclusiones del Informe Goldstone y continuaron luchando en la arena pública. Todos los que hablaron en contra del informe merecen una participación en el crédito por llevar la verdad a la superficie, a pesar del retraso.

La lucha, sin embargo, está lejos de terminar. El Informe Goldstone ha causado grandes daños desde su publicación hace casi dos años. Corresponde ahora a los medios de comunicación el promover la verdad sobre la guerra de Gaza con la misma intensidad que promovieron las conclusiones del Informe Goldstone. Y es responsabilidad de todos nosotros el observar a los medios de comunicación para garantizar que la verdad sea revelada.

Difusión de la revolución en Medio Oriente: Más Hipocresía Expuesta

Comunicado del 01 de marzo 2011
Artículo traducido de HonestReporting escrito por Simon Plosker

La situación en Libia continúa exponiendo aún más la hipocresía de algunos de los detractores de Israel.

Hemos comentado recientemente acerca de cómo la cobertura de la revuelta egipcia había puesto de manifiesto un nivel significativo  de la doble cobertura de los medios de comunicación sobre Israel.

Mientras que los acontecimientos actuales en Libia no necesariamente tienen vínculos directos con Israel, sin embargo, la situación ha seguido exponiendo aún más la hipocresía de algunos de los detractores de Israel.

Los medios de comunicación y activistas anti-Israel

Escribiendo en el UK Observer, Nick Cohen observa cómo la absurda obsesión con Israel se ha puesto al descubierto por los acontecimientos en el Medio Oriente:

Para una generación de actividad política, si no una campaña moralmente consistente, el Oriente Medio ha significado Israel y sólo Israel. En teoría, deberían haber sido capaces de mantener los principios universales y apoyar una solución justa para los palestinos, mientras se oponen a los dictadores  que mantienen a los árabes subyugados. Sin embargo, pocos han sido capaces de oponerse a la opresión en todas sus formas constantemente. La derecha no ha sido mejor que la izquierda liberal en su obsesión Judía. El resumen de la lectura de periódicos conservadores muestra que en todo momento la primera preocupación sobre los cambios políticos en Medio Oriente es cómo afectan a Israel. Para ambas partes, la vida de cientos de millones de árabes y kurdos que no están involucrados en el conflicto podría ser olvidada.

Michael Coren, en el Toronto Sun, se refiere al “masacre” de Jenin del 2002:

Las usuales histéricas manifestaciones se llevaron a cabo, donde los radicales musulmanes y activistas de izquierda salieron a las calles en Europa y América del Norte, y los medios de comunicación liberales expresaron incredulidad ante el sadismo de los soldados israelíes. Luego, los informes detallados aparecieron, revelando que la mayor parte de las cifras no eran ciertas y que no hubo masacre.
Este fue el veredicto de Human Rights Watch y Amnistía Internacional, difícilmente amigos del Estado Judío.
Escribo esto porque en las últimas semanas hemos visto masacres genuinas y brutalidad espantosa. Miles de personas han sido asesinadas por los soldados árabes e iraníes y los gobiernos árabes e iraníes. En Libia, comunes dolientes asistieron a los funerales de los muertos a tiros en las calles que fueron blanco de francotiradores. …
Sin embargo, ¿dónde están las protestas callejeras masivas en las grandes ciudades de Europa? ¿Dónde están las llamadas al boicot de los países? ¿Dónde están los sindicatos exigiendo una acción? ¿Dónde están los grupos de estudiantes usando palabras como “apartheid” y “nazi”? ¿Dónde están las editoriales moralista que condenan la intolerancia árabe, la barbarie islámica y la necesidad de los países árabes que prohibieron deportes internacionales, eventos culturales y literarios?
Todo lo que se dice acerca de Israel, si está involucrado en un conflicto o no. Cuando responde a la masacre de sus hijos, es calificada como un Estado terrorista, y cuando se permite a su gente asentarse en tierras históricamente judías, la religión judía se habla como arcaica. Generales israelíes retirados que viajan a Londres o Madrid para recaudar fondos para niños discapacitados son advertidos de que pueden ser arrestados en el aterrizaje, a los atletas israelíes se les promete la muerte si se atreven  aparecer junto a los “civilizados” rivales.

Human Rights Watch – Observadores de los Derechos Humanos

Human Rights Watch (HRW) ha estado a la vanguardia de las actividades anti-Israel por las llamadas organizaciones de derechos humanos, produciendo decenas de informes de un solo lado y críticas a Israel y poniendo su peso detrás del desacreditado Informe Goldstone sobre la operación israelí Plomo Fundido.

Ahora, Sarah Leah Whitson, directora de HRW en Medio Oriente  y África del Norte y la ciega obsesión de su organización con Israel se han visto expuestas por la situación de Libia. ONG Monitor de nota:

En 2009, [ella] visitó Libia, afirmando haber descubierto una “primavera de Trípoli.” En particular, Whitson elogió  al hijo de Muammar Gadafi, Seif el Islam como un líder reformador . En dos artículos promoviendo esta fachada de reforma, ella varias veces lo elogió por la creación de un “espacio más amplio para la discusión y el debate.” En realidad, Whitson  se estaba adelantando a una ficción; Libia sigue siendo un régimen cerrado totalitario que mantiene a su población bajo un estricto control. Seif el Islam sigue siendo una parte integral de la represión, incluso apareciendo en la televisión estatal para advertir a los manifestantes que el régimen “luchará hasta el último hombre, la última mujer, la última bala”.

Lea más sobre cómo Whitson realizó un giro de Libia a la luz de los abusos contra los derechos humanos y el patrón de comportamiento de HRWs del brazo de las dictaduras árabes aquí

Las Naciones Unidas y el Consejo de Derechos Humanos

Libia es miembro del Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas , que ha gastado una cantidad desproporcionada de tiempo dedicado a criticar a Israel a expensas de una verdadera violación de los derechos humanos. El CDH fue también la fuente del Informe Goldstone.

El trato vergonzoso de Libia a sus propios ciudadanos expone el anacronismo de un órgano de derechos humanos cuyos miembros incluyen a Libia, Bahrein, Qatar, Pakistán y Arabia Saudita – apenas modelos de libertad y virtud.

Como para demostrar que el CDH ha sido abusado por los abusadores (y abusar de Israel), UN Watch reporta:

A pesar de que acaba de votar la suspensión de Libia de sus filas, el Consejo de Derechos Humanos, de acuerdo con la agenda de su actual período de sesiones, tiene la intención de “examinar y aprobar el resultado final de la revisión de la Jamahiriya Árabe Libia.” De acuerdo con el calendario del Consejo, el extenso informe de comunicación por radio de los derechos humanos en Libia,  se presentará el 18 de marzo, y luego aprobado por el Consejo a finales del mes. El informe, que la ONU ha publicado en el sitio web http://www2.ohchr.org/english/bodies/hrcouncil/16session/reports.htm  del Consejo, es el resultado de un reciente período de sesiones que estaba destinado a revisar el historial de los derechos de Libia.
“Aunque el mecanismo de Examen Periódico Universal (EPU),  se describe a menudo por los defensores del consejo como su gracia salvadora, la gran mayoría de los miembros del consejo lo utilizó para alabar falsamente el régimen de Gaddafi por su presunta promoción de los derechos humanos,” dijo Hillel Neuer, director ejecutivo de UN Watch, una organización de vigilancia de los derechos humanos con sede en Ginebra . “El informe es un fraude, un insulto a las víctimas de Libia, y debe ser retirado inmediatamente.”

Lea más aquí.

Tom Gross pregunta:

¿Por qué casi todo el mundo de los medios de comunicación ignoraban los excesos de las dictaduras árabes hasta hace poco, en lugar de atacar ferozmente a la única democracia de Medio Oriente , Israel?

¿Por qué en una votación secreta en la Asamblea General de la ONU el año pasado, hecha por no menos que 155 países, representando el 80% de los miembros de la ONU, se decidió que Libia sería una excelente elección y lo votaron ante el Consejo de Derechos Humanos. ¿Por qué sitios web como este   expresaron su preocupación cuando esto sucedió, pero las organizaciones grandes de medios de comunicación como la BBC no?

La muerte de la Vinculación

Escribiendo en el Washington Times, el representante del Ministerio de Relaciones Exteriores de Israel,  Danny Ayalon dice:

Las últimas semanas y meses por fin han demostrado la falacia de una de las teorías más erróneas sobre el desarrollo y la paz en el Medio Oriente . Desde hace varios años, los funcionarios extranjeros, expertos y comentaristas han afirmado que si el conflicto israelí-palestino se resolviera, entonces habría paz en el Medio Oriente. Esto es “vinculación”. …
Por otra parte, el argumento de vinculación ha permitido un incumplimiento de la responsabilidad de todo lo que sucede fuera de unos pocos kilómetros cuadrados de Israel, lo que equivale a menos del séptimo centenario del mundo árabe. Incluso el término “conflicto de Medio Oriente ” es negligente, en el que se subraya la singularidad y la unicidad de nuestro conflicto, tal vez uno de los menos sangrientos y destructivos, en una región que ha visto docenas de conflictos recientes y en curso.
De hecho, de los 11 millones  de musulmanes que han muerto en conflictos violentos, desde mediados del siglo pasado, cuando el estado de Israel fue creado, menos de una décima parte del 1 por ciento de los musulmanes fueron asesinados en el contexto del conflicto israelí-palestino o el conflicto israelí- árabe. Sin embargo, más del 90 por ciento de todos los musulmanes muertos durante el mismo período fueron asesinados por otros musulmanes.

¿La revolución que sacude al mundo árabe es la señal precursora de una nueva evaluación de cómo Israel es tratado por los medios de comunicación, organizaciones no gubernamentales, organismos de la ONU y otros? No nos hacemos ilusiones. Los recientes acontecimientos en el Medio Oriente han puesto en manifiesto la hipocresía y doble moral aplicada a Israel.

La batalla contra las tendencias anti-Israel, sin embargo, continuará en el futuro previsible. Y allí estaremos

La demonización de Israel en España

Comunicado del 17 de Marzo de 2010
Artículo original de ReVista de Medio Oriente

Mónica Cooper critica severamente los reportajes de noticias deficientes y parciales del principal diario español El País.

Publicado por YNET: 14.03.10, 11:09 / Opinión de Israel
Traducción del inglés por ReVista


Hace algunas semanas, el conocido autor Alfonso Ussia escribió en La Razón de España acerca de una joven mujer catalana que la policía israelí detuvo en Ramallah. Ussia relata que ella probablemente estaba haciendo campaña contra el estado judío con una visa vencida en su pasaporte español. Si hubiera estado haciendo algo parecido en un estado árabe, escribe Ussia, lo más probable es que la hubieran apedreado a muerte en la plaza pública. En su lugar, Ariadna Jové Martí fue enviada de regreso a España en buen estado de salud, con un pasaje de avión probablemente pagado por el Estado de Israel.

¿Cómo fue todo esto visto en España? La Oficina de Relaciones Exteriores expresó a los diplomáticos israelíes su indignación sobre este asunto, mientras que la prensa se ocupó de arremeter contra el estado judío. Todo esto ocurría, como Ussia lo señala correctamente, mientras ignoraban o justificaban cada ignominia de cualquier otro país en todo el mundo.

¿Son conscientes los israelíes de la embestida y la demonización de Israel que lleva a cabo la prensa ibérica?

Por ejemplo, ¿saben del caso de El País de Madrid? Con 430.000 ejemplares diarios y más de dos millones de lectores en Internet, El País es considerado el “líder de la prensa generalista en España”. Y en cada artículo sobre Israel, en la página web de este preeminente periódico, hay un perfil de Israel que incluye a Tel Aviv como la capital del país.

En su sección “Corresponsales”, El País explica que el periodista Juan Miguel Muñoz informa desde “Jerusalén, Cercano Oriente”. Ningún otro reportero es identificado así, con base en un área geográfica; todos están en un país designado con su nombre (con excepción de los que reportan sobre la UE desde Bruselas).

ReVista de Medio Oriente, un organismo de vigilancia de los medios de comunicación en español, les preguntó a los editores de El País por qué este tratamiento diferente que se le da a Israel. Acerca de la ubicación de la capital de Israel en el “Cercano Oriente”, dijeron que Muñoz “también informa desde Jerusalén sobre Líbano y Siria”, una respuesta poco convincente a primera vista, y menos convincente aún si se toma en cuenta que el reportero casi nunca escribe sobre esos países mientras que escribe sobre Israel prácticamente a diario. Con respecto a Tel Aviv como la capital de Israel, los editores le dijeron a ReVista que la “directriz de mantener esta designación proviene de los directores del periódico y no se puede cambiar”.

ReVista ha publicado diversos análisis de los informes sesgados de Muñoz por dos años, y recientemente examinó detalladamente todos sus artículos en El País durante un período seleccionado arbitrariamente, que comprende tres semanas de enero y febrero de 2010. El estudio mostró que Muñoz mayormente tomó material de la “prensa local” (como él llama a la prensa israelí) y lo reescribió en español. Escogió selectivamente los temas que presentan a Israel bajo una luz negativa y los mostró fuera de contexto, creando la imagen de una nación poblada por lunáticos y asesinos.

En este sentido, el primer ministro israelí Netanyahu se retrata constantemente como si posara para la prensa cínicamente, y todas sus preocupaciones acerca de Irán se presentan como motivadas políticamente y no justificadas por razones de seguridad.

En dos artículos de este tipo (del 7 y 10 de febrero) Muñoz no incluye siquiera una frase sobre la amenaza que representa Irán para el orden mundial. Aunque muchas naciones en el Occidente y el Medio Oriente están cada vez más alarmadas por el peligro que representa un Irán nuclear, quien lea lo que dice Muñoz y le crea podría llegar a la conclusión de que el único que tiene problemas con Irán es Netanyahu (y que estos problemas en realidad son únicamente posturas políticas). “Benjamin Netanyahu tiene una fijación: Detener el programa nuclear de Irán”, escribe Muñoz. “Al poseer armas atómicas y no ser signatario del Tratado de No Proliferación, Israel no aceptará perder el monopolio en el Medio Oriente”.

Implacablemente despectivo

En la presentación de Muñoz Israel es arrogante e irracional e Irán no pareciera merecer sanciones o aislamiento. La única mención de la política de Irán es: “En cualquier forma, pareciera que para Israel no es suficiente que el presidente Mahmud Ahmadinejad esté de acuerdo en que el uranio se enriquezca en Rusia y Francia”.

Otra historia de Muñoz del 7 de febrero arremete contra la familia de Netanyahu con una interjección familiar en un comentario editorial; a su hijo de 15 años, descrito como un “sabelotodo”, se le ridiculiza por ganar un concurso de Biblia; y su esposa Sara es juzgada culpable de ser una tirana con los ayudantes en su casa. “En el escenario (del concurso del niño) la imagen era perfecta: bandera, religión y ejército; ya que para completar el cuadro idílico su hermano Yair apareció vestido con caquis”. En el estereotipo que hace Muñoz de la familia del líder del Likud ésta es crudamente señalada como nacionalista, religiosa y militarista.

Dos artículos adicionales (el 1º y 2 de febrero) versan sobre el fósforo blanco que supuestamente se utilizó “profusamente” en la guerra de Gaza, y que dos oficiales fueron “disciplinados” por esta causa, según la “prensa local”. Aunque el ejército negó que los oficiales fueron disciplinados por la utilización de fósforo blanco, y aunque el informe que se envió a la ONU no menciona el fósforo blanco en este sentido, Muñoz reiteró un artículo de Ha’aretz, escrito por Anshel Pfeffer, que servía a su propósito de calumniar a Israel en todo lo posible, independientemente de la exactitud de la información que repetía.

Para completar la gama, Muñoz informa sobre una modelo que se negó a servir en el ejército, y dice únicamente que los líderes del ejército la atacaron sin piedad y públicamente por su acción, sin proporcionar ningún contexto que explique el punto de vista del ejército, o sea, que todos los ciudadanos están obligados a servir.

En definitiva, al igual que la Srta. Jové Martí, Muñoz disfruta de la hospitalidad israelí mientras se complace sistemáticamente en presentar información sesgada en su idioma natal, sin el conocimiento de sus ingenuos anfitriones. Su información sobre Israel es implacablemente despectiva, tipificada por omisiones de información clave, falta de contexto y errores informativos. En su presentación Israel es violento, irresponsable o sencillamente ridículo. En cambio, su tratamiento de Hamas siempre es respetuoso y comprensivo.

Tal como escribe el Sr. Ussia sobre la historia de Jové Martí, quizás Israel debería exhortar a Muñoz a vivir permanentemente en uno de los países del Cercano Oriente que cubre, cuyas políticas opresivas ignora casi totalmente. Entonces, al menos Muñoz no podría disfrutar de vivir en Israel mientras hace que cualquier “cosa insignificante se convierta en algo grande contra Israel”, como escribe Ussia.

Quizás cuando El País informe sobre Jerusalén en su calidad de capital de Israel, y Muñoz ponga en conjunto correctamente los hechos acerca del Medio Oriente, Israel podría considerar darle la bienvenida de nuevo.

Mónica Cooper es la directora de ReVista de Medio Oriente, la sección en español de CAMERA, el Comité para la Precisión de la Información sobre Medio Oriente en los Estados Unidos