Por qué los medios culpan a Israel

Comunicado del 4 de Noviembre del 2015 

Artículo traducido por ReporteHonesto de Times of Israel, escrito por Adam Slonim.


“Matan a palestino después de un ataque en Jerusalén donde mueren dos.”

Este titular de BBC resaltó en una historia donde un palestino mató a dos civiles israelíes durante la reciente ola de ataques en los alrededores de Jerusalén. Aunque sea sólo un titular, muestra el sin fin de sentimientos negativos por parte de los medios hacia Israel, que sufre diariamente de ataques terroristas de inspiración religiosa. Se dice que el promedio de intentos para matar a un judío israelí ha subido a cuatro por día.

Se necesita una ideología determinada para convertir al agresor en la víctima. Y observando el trato de los medios de comunicación hacia Israel en los últimos años, ¿por qué colocan consistentemente a Israel como el villano?

Estando en Israel en octubre para una misión de estudio, me di cuenta que ésta es una duda que tienen todos en Israel, y me refiero a todos.

Al pensar largo y tendido acerca de esto durante años, he sido capaz de encontrar, a raíz hablar con varios israelíes y palestinos bien informados, una serie de razones que contribuyen a una mentalidad de los medios de comunicación, única para Israel y sus vecinos:

  1. Israel es el tercer lugar más densamente poblado por periodistas del planeta. Está Washington DC, Bruselas, y luego Israel. Consecuentemente, pone una lupa gigante en Israel. Con tantos periodistas informando desde aquí, todo es analizado y crea un efecto ‘ZOOM’ en cada pequeño detalle.
  2. Muchos de estos periodistas vienen a Israel (como el Centro Investigativo del Medio Oriente) con poco o ningún conocimiento de la complejidad, los retos y el entendimiento histórico. Así se hace más fácil sólo seguir ‘la narrativa’. El pensamiento grupal esta bien instalado aquí.
  3. Si sangra, vende.” Los periodistas están aquí por una razón principal, que es cubrir “el conflicto” y las imágenes que buscan son aquellas que van de la mano con esta sensacional mirada hacia Israel y los palestinos. Usted se preguntará, ¿por qué no escuchamos en los medios sobre la guerra civil de Siria, donde han matado a más de 250,000 personas y desplazado a 4,000,000 personas? Simple: los sirios han prohibido a la prensa la entrada a su país, y además, las posibilidades de que decapiten a un periodista ahí son muy altas. Tel Aviv es un lugar excepcionalmente cómodo para informar. Y los bares están llenos cuando se terminan los plazos de entregas.
  4. La narrativa y pre-concepciones aceptados están arraigados. En pocas palabras, se trata de una batalla entre David y Goliat, Villano y Víctima. Años de consistentes imágenes de Israel-como-soldados y palestinos-como-niños-que-lanzan-piedras dificulta cambiar el punto de vista aceptado del mundo cuando los palestinos son los agresores – apuñalando, disparando y matando a las víctimas israelíes. Simplemente no encaja en la ‘narrativa aceptada’, por lo tanto, vemos los titulares sesgados de BBC y las historias Orwellianas que culpan a Israel de matar palestinos.
  5. Los corresponsales palestinos de ABC, AP, AFP, CNN, New York Times, etc. renuncian sus trabajos como fuentes si los medios reportan algo que no se les haya dado, y por ende no habría ninguna fuente local. Las organizaciones de medios que enfrentan presiones presupuestarias no pueden darse el lujo de perder fuentes locales de bajo costo. Este problema se hizo claramente visible durante la guerra del año pasado entre Israel y Hamas, cuando corresponsales locales palestinos le proporcionaron a BBC y New York Times fotos que en realidad eran fotos de la guerra de Siria, no de Gaza.
  6. El papel de las redes sociales ha cambiado fundamentalmente el panorama de los medios. Empuja a los ‘Grandes medios’ a ser pioneros, inmediatos y relevantes. Cuando publican contenido a través de tweets instantáneos, videos de celulares y similares, el perpetuo y enorme desafío para los medios tradicionales es ser mucho más rápidos en la producción de contenidos. Esta velocidad para producir – con fecha límite de “ahora” – reduce la amplitud y profundidad de los reportajes. Es mucho más rápido seguir con “la narrativa aceptada” que tomarse el tiempo de indagar una historia.
  7. Cuando el choque es entre Israel y los yihadistas, ejemplificados por Hamas, en particular, hay un choque fundamental de valores que no se cuestiona. Suicidio por la Yihad es un valor enseñado, alabado y glorificado por Hamas, ISIS y otros extremistas. Es un anatema para los israelíes. Así que Hamas construyó sus capacidades mediáticas alrededor de una debilidad israelí – evitar las bajas de civiles. Una y otra vez ‘alinean los cuerpos y los desfilan para los medios de comunicación (a menudo los corresponsales). Estas imágenes que ‘sangran para vender’ ejemplifican la aceptada narrativa Villano-Víctima. Esto no quiere decir que Israel es perfecto y no comete errores en la guerra. Pero el juego de cadáveres y “cifras de muertos” crea falsas impresiones, y llevan a discusiones de “proporcionalidad”, no a las causas de raíz. Mira la respuesta mundial a la terrible imagen del cadáver del niño sirio varado en una playa de Turquía.
  8. El antiamericanismo. El Cuarto Estado es en gran parte liberal y, desde Vietnam, romántico por instinto en historias de autodeterminación y visceralmente escépticos de América y su papel en el Medio Oriente – Israel. Nunca olvidaré las historias de los periodistas que culparon a la víctima – América – del 9/11 y los ataques terroristas al World Trade Center.
  9. Y sí, hay algo de antisemitismo entre algunos periodistas. La mayoría son profesionales, pero se sabe, incluso entre los de la profesión, que algunas personas simplemente están incómodas con un Estado judío. Cincuenta y siete (57) Estados islámicos y un Estado judío y la cobertura es abrumadoramente anti-Israel.
  10. Las Naciones Unidas. No hay un alma que haya conocido que no piense que la ONU es obsesivamente anti-Israel. La cuestión clave aquí es que la maquinaria de la ONU ha sido secuestrada para difamar contenido anti-israelí que llena las bandejas de entrada de los periodistas de todo el mundo. Este constante bombardeo de vibras anti-Israel promueve la aceptada narrativa anti-Israel.

Así que la respuesta a por qué los medios cubren sobre Israel como lo hacen – e ignoran el verdadero titular ‘Ocho israelíes muertos y 80 heridos en octubre’ – es una combinación de todos o algunos de estos diez factores.

Con todo esto, las probabilidades están poderosamente contra esta democracia valiente, vibrante, dinámica y económicamente milagrosa. Pero cuando Moisés llamó a los antiguos israelitas como “un pueblo testarudo”, creo que él sabía exactamente lo que este rasgo proporcionaría – la capacidad para creer de todo corazón en la misión nacional de la determinación del pueblo judío en su tierra histórica de 4,000 años, y construirla pase lo que pase. Con diez guerras en seis décadas, terror indiscriminado sin fin, y una narrativa de los medios tan sesgada, tercos es exactamente lo que los israelíes tienen que ser.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *