Uruguay: Nueva flotilla, viejas y falsas acusaciones.

25 Octubre 2012
Nombre del medio: La República País: Uruguay
Comunicado del 25 de Octubre del 2012



En la Editorial del día de ayer del periódico La República, de Uruguay, podemos encontrar al periodista Niko Schvarz informando sobre los últimos hechos en relación con el velero Estelle.

Durante el 2010, hemos publicado un artículo bastante similares a este, donde Schvarz se esfuerza por demonizar a Israel, evidenciando su gran simpatía con la causa palestina. 

Nuevamente, omite cualquier mención a la provocación que desean ejercer estas iniciativas sobre el  territorio de un Estado soberano, Israel.

En Septiembre del 2011 se publicaron las conclusiones del Informe Palmer, comisión de la ONU encargada de juzgar los acontecimientos de la primera flotilla. 
Veámoslos nuevamente:
  • El bloqueo naval de Israel a Gaza es legal e Israel tiene el derecho de imponer el bloqueo, incluso en aguas internacionales.
  • La decisión de romper el bloqueo naval fue un acto peligroso y temerario que llevó innecesariamente a una potencial escalada.
  • La conducta y los verdaderos objetivos de los organizadores de la flotilla, en particular el IHH, incluía planes para resistir violentamente a cualquier intento de abordaje. 

Nuevamente Schvarz destaca el carácter “humanitario” de esta tercera flotilla. Describe detalladamente a los “activistas” que participaron en ella, y  cita al abogado de los tripulantes afirmando sobre las duras prácticas a las que se vieron sometidos por parte del ejército israelí.

Observemos algunas de las frases que el periodista utiliza:

Este atentado de Israel contra los palestinos y el movimiento solidario con su pueblo tiene antecedentes dramáticos. El 31 de mayo de 2011 el ejército israelí atacó a sangre y fuego, por aire y por mar en un operativo altamente tecnificado, a la Flotilla de la Libertad, también en aguas internacionales, matando a 9 activistas turcos a bordo de la nave Mavi Marmara, integrante del convoy de ayuda humanitaria a Gaza. 

Como ya hemos mencionado en repetidas ocasiones, Israel ofreció recibir y transportar la “ayuda humanitaria” previa inspección, ya que es conocido el uso de estas técnicas para proveer a grupos terroristas palestinos de armamento.

El Informe Palmer se ocupó también de esclarecer lo que Schvarz afirma
“Ello [refiriéndose al Mavi Mármara] fue duramente condenado por la comunidad internacional, pero el gobierno de Israel no se inmutó.”

No queremos explayarnos en lo sucedido en el Mármara, pero les ofrecemos un informe sobre los hechos.
 
A continuación y sin ninguna relación a lo que explicaba sobre las flotillas, afirma que “Israel ha practicado el bombardeo concentrado en la Franja de Gaza, que dejó 1.400 palestinos muertos y una destrucción generalizada en su estrecho territorio”.

Es importante destacar que mientras nosotros leíamos esta Editorial, Israel estaba siendo víctima del impacto de más de 70 misiles lanzados contra su población civil.

Evidentemente, Schvarz escogió no cumplir su deber de periodista al no informar sobre los hechos.

Su último párrafo hace referencia a la construcción de viviendas en “territorios palestinos”. Y recuerda el caso más reciente del barrio de Guiló.
Como también publicamos anteriormente, la realidad es que Guiló es muy diferente a los puestos de avanzada en la Ribera Occidental. No está en el este de Jerusalem como se informó ampliamente. Se trata de un barrio de Jerusalem con una población de alrededor de 40.000 personas. El terreno fue comprado por Judíos antes de la Segunda Guerra Mundial y se instaló en 1971 en el suroeste de Jerusalem, frente al Monte de Guiló, dentro de las fronteras municipales. No hay inferencia alguna de que se apoya en tierra árabe. 

Nuevamente, invitamos al Sr. Niko Schvarz a informarse e informarnos objetivamente.

Por favor, ingrese al artículo para publicar su opinión sobre la Editorial y su falta de ética periodística.

Archivo de noticias en ReporteHonesto.com